Alcaldía entregó regalos de Navidad a los niños de Remolino

496

El alcalde de Remolino, Carlos Julio Vargas Fontalvo, en compañía de la Gestora Social, Lucía Barrios Zambrano hizo entrega de detalles a los niños y niñas de la cabecera municipal y corregimientos en una maratónica jornada que se realizó del 21 al 23 de diciembre.

Rostros llenos de alegría y miles de sonrisas fueron las que se apreciaron durante el recorrido que realizó el alcalde de Remolino Carlos Vargas Fontalvo y la gestora social Lucía Barrios Zambrano, y el equipo de la Oficina de Gestión Social de Remolino, por todos los corregimientos y barrios de la cabecera municipal haciendo entrega de miles de detalles a los niños en esta Navidad.

En una jornada maratónica de tres días el Alcalde y la Gestora Social acompañados de Papá Noel, Mamá Noel y Elfos llevaron la felicidad y un mensaje de unión y amor en la caravana de la alegría que se realizó los días 21, 22 y 23 de diciembre.

Durante el recorrido y cumpliendo con todos los protocolos de bioseguridad fueron entregados más de 4 mil detalles, alegrando de esta manera la época más feliz del año y cultivando el espíritu navideño en cada rincón de Remolino.

“Este año ha sido difícil para todos, pero la pandemia no ha sido obstáculo para nosotros. Durante tres días recorrimos este bello Municipio y sus corregimientos para entregarles un mensaje de esperanza y dar sonrisas a todos en esta fecha tan especial”, dijo el alcalde de Remolino Carlos Vargas.

Por su parte, durante la entrega de regalos, la gestora social Lucía Barrios dijo que: “con mucha alegría y satisfacción hicimos entrega del aguinaldo navideño a todos los niños y niñas de Remolino, fueron tres días maratónicos donde ni el sol, ni las altas temperaturas impidieron llegar a cada hogar y recibir esas bellas sonrisas”.

Agregó además que los niños son factor primordial del desarrollo del Municipio y agradeció a todas las personas que se vincularon a este proyecto e hicieron posible poder llegar a todos y cada uno de ellos, en donde ver su cara llena de alegría fue  la mejor recompensa que recibieron el Mandatario Local y la Gestora Social.

También podría gustarte