Juez envió a la cárcel a desnaturalizado padre que casi mata a su bebé

6.842

La Fiscalía General de la Nación le imputó cargos por los delitos de tentativa de homicidio agravado, violencia intrafamiliar y lesión personal agravada. Y aunque el  señalado no aceptó los cargos, el Juez ratificó su decisión de enviarlo a la cárcel. 

La ira, los celos y el no pensar en el más allá, hoy tienen tras las rejas a un hombre que intentó acabar con la vida de su propio hijo de 2 años al enterarse que su pareja sentimental no quería seguir viviendo con él.

Por lo anterior, la Fiscalía General de la Nación seccional Santa Marta presentó en las últimas horas en audiencia ante un Juez Municipal con Funciones de Garantía a  Marlon Enrique Lara Pacheco, el individuo que segado por la decisión que tomó su amada, por poco acaba con la vida de su primogénito.

Durante la audiencia, el togado que tomó el caso, legalizó la captura del señalado. Horas más tarde, el Fiscal delegado por el ente acusador imputó los delitos de tentativa de homicidio agravado, violencia intrafamiliar y lesión personal agravada, los cuales no fueron aceptados por el individuo.

TAMBIÉN PUEDE LEER: #ENVIDEO: Rescatan a menor de 2 años que su papá lo quería matar con un bisturí

Sin embargo, después de estudiar el material probatorio presentado por uniformados de la Seccional de Investigación Criminal, Sijín, y por funcionarios del CTI de la Fiscalía, el corregidor dictó medida de aseguramiento en centro carcelario contra el hombre, quien deberá permanecer en el centro penitenciario  Rodrigo de Bastidas mientras avanza el proceso en su contra.

EL HECHO 

De acuerdo con la información suministrada por la Policía Metropolitana de Santa Marta, el hecho donde, Marlon Enrique Lara Pacheco, intentó degollar a su propio hijo de 2 años con un bisturí, se registró en la mañana del 1 de enero en una de las principales vías del sector de Altos Delicias, jurisdicción del barrio Bastidas.

Según la institución, el individuo al sostener una fuerte discusión con su pareja sentimental, porque esta, al parecer, no quería seguir con él, tomó al pequeño con un brazo y con el otro le colocó un bisturí a la altura del cuello, y amenazaba a la mujer con acabar con su vida sino se iba junto a él.

La intervención de  varios uniformados de la Policía Metropolitana de Santa Marta, adscritos a la estación Bastidas, permitió que con un arma, tipo taser, Lara Pacheco fuera reducido y posteriormente capturado. El niño fue rescatado sano y salvo, quedando en brazos de su progenitora.

También podría gustarte