Corte negó nulidad del proceso contra exdirector de Dapre Bernardo Moreno

268

Dichos ofrecimientos se registraron en el mandato del expresidente Álvaro Uribe, quien, por cuenta de la aprobación de dicho proyecto en el legislativo, gobernó durante dos periodos seguidos.

La Sala de Casación Penal de la Corte Suprema de Justicia resolvió no acceder al recurso de nulidad que presentó Bernardo Moreno Villegas, exdirector del Departamento Administrativo de la Presidencia de la República Dapre, en el proceso que se surte en su contra por haber influenciado supuestamente a funcionarios públicos, con el objetivo de que estos nombraran o contrataran a personas allegadas a la exsenadora Yidis Medina Padilla.

La influencia la habría realizado Moreno Villegas para cumplir con las promesas y ofrecimientos que algunos miembros del Gobierno Nacional le hicieron a la entonces congresista en retribución por su voto favorable al proyecto que abría la puerta a la reelección presidencial. Se trata del escándalo de la llamada ‘Yidispolítica’.

Dichos ofrecimientos se registraron en el mandato del expresidente Álvaro Uribe, quien, por cuenta de la aprobación de dicho proyecto en el legislativo, gobernó durante dos periodos seguidos.

Investigación de Moreno

El fallo de segunda instancia en el que, finalmente, el alto tribunal no le dio la razón a Moreno, y por el contrario, continuó el rumbo de la investigación en su contra, da cuenta que el exfuncionario de la Presidencia contactó a Luis Alfonso Hoyos Aristizábal, en ese entonces, director de la Red de Solidaridad, con Medina Padilla para concertar la vinculación de Jairo Alfonso Plata Quintero a esa entidad.

Además de eso, Moreno estableció comunicación con Gloria Beatriz Giraldo Hincapié, entonces presidenta de la Empresa Territorial para la Salud, Etesa, con la finalidad de convenir la suscripción de contratos por prestación de servicios por más de $40 millones.

Eso sin contar, que el exfuncionario impartió instrucciones a Manuel Guillermo Cuello Baute, entonces superintendente de Notariado y Registro, con el fin de verificar el cumplimiento de los requisitos exigidos para ejercer el cargo de notario por parte de las personas de quien se habían remitido las hojas de vida para ser nombradas en dicho empleo.

“Estos nombramientos debían ser firmados por el entonces Presidente de la República Álvaro Uribe Vélez y el Ministro del Interior Sabas Eduardo Pretelt De La Vega. Tales directrices fueron impartidas directamente por Bernardo Moreno Villegas o por intermedio de sus asistentes María Claudia Salgado y Juan David Ortega”, dice el documento.

Entre otros hechos, a Moreno se le acusa de organizar una reunión entre Darío Alfonso Montoya Mejía, entonces director general del SENA y Medina Padilla, César Guzmán y Juan Bautista Díaz Hernández, con el fin de favorecer a este último en el concurso de méritos para proveer cargos directivos en el centro de aprendizajes de Barrancabermeja, lo que, en efecto sucedió al ser designado como subdirector del Centro Multisectorial en dicho municipio.

Del mismo modo, Moreno habría facilitado que Luz Mery Londoño García, quien sucedió a Gloria Beatriz Giraldo Hincapié en la Presidencia de la Empresa Territorial para la Salud, Etesa, se reuniera con Medina y José Agustín Quecho García y sugirió que éste fuera nombrado en dicha entidad, suscribiéndose un contrato de prestación de servicios por valor de $49’000.000, por medio del cual se le designó como delegado de Etesa para Santander.

La investigación por tales sucesos en contra de Moreno se inició en marzo de 2012, luego de que se avanzara con la indagación a Sabas Pretelt, Diego Palacio Betancurt y Alberto Velázquez Echeverri. /Colprensa.

 

También podría gustarte