Fumigación con glifosato a cultivos ilícitos, y más operativos en Magdalena

849

El Ministro de la Defensa destacó la opertividad de la Fuerza Pública durante el principio de año que superan las 50 intervenciones contra bandas criminales. 

Por 
ANDRÉS 
GARCÍA CASTAÑO 

A un costado el fuerte de San Fernando y la mirada puesta en el mar de frente con la imponencia de El Morro, el ministro de Defensa Carlos Holmes Trujillo, aseguró que este año, la sustitución y erradicación de cultivos ilegales, y aspersión aérea son algunos de las herramientas que se plantea usar el en este 2021 para combatir el narcotráfico en Colombia.

En diálogo con HOY DIARIO DEL MAGDALENA el ministro de Defensa, Carlos Holmes Trujillo, destacó el cumplimiento de la meta que se fijó para el año pasado sin aspersión aérea, resaltando que dejarán el mismo este año, esperanzados en que este año ya se autorice la reanudación de aspersión con glifosato.

 “Esperamos que en 2021 se pueda reiniciar la aspersión para bien del procedimiento y avanzar rápidamente en la aspersión de cultivos ilícitos. La meta se mantiene y, una vez se pueda reanudar la aspersión, se hará una evaluación de la meta”, afirmó.

El alto funcionario resaltó que la aspersión hace que la erradicación sea más eficaz y segura, lo que además será una ventaja para evitar más soldados heridos o muertos en el proceso de erradicación manual.

“Fue un número que nos duele a todos, por eso queremos volver a la aspersión aérea que permite que erradicadores civiles y de la Fuerza Pública no estén en lugares de riesgo, donde son atacados por grupos organizados de narcotraficantes”.

Además de la meta de la erradicación de más cultivos ilícitos en el país, está incrementar las capturas de líderes de bandas ilegales y narcos; pero en especial, atacar las columnas de grupos criminales en la Sierra Nevada de Santa Marta.

Los más de 50 operativos que se tienen programados, en los que se continuará con el azote al crimen en la zona; y la recompensa de $100 millones acordadas con el gobierno departamental y distrital, para dar con el paradero de cabecillas de ‘Los Pachencas’, ‘Clan del Golfo’ y otras estructuras, estuvieron presentes en el diálogo sostenido entre Carlos Holmes Trujillo y HOY DIARIO DEL MAGDALENA.

¿Cómo va la lucha contra el narcotráfico? 

“Vamos muy bien. Los resultados del trabajo de nuestros soldados y policías en este campo son, y hay que subrayar eso, extraordinarios. Al gobierno del presidente Iván Duque le tocó comenzar a limpiar el país de coca cuando llegó, que es lo que estaba y sigue generando los peores crímenes como el asesinato de líderes sociales y las masacres”.

 “El país logró la erradicación de 130.178 hectáreas de cultivos ilícitos en Colombia, lo que se tradujo en una afectación de cerca de 301 millones de dólares a estas organizaciones narcotraficantes. En ese sentido, el ministro indicó que para el gobierno en el 2021 la meta sería superar la cifra de erradicación”.

¿Cumplir la meta los obliga a esforzarse el doble este año?

“Esta meta, en conjunto con otras acciones que desplegaremos, nos permitirá superar los resultados históricos alcanzados el año pasado, apuntando a mejorar la realidad de nuestra gente y la percepción de seguridad de los colombianos para que todos podamos vivir y trabajar tranquilos.”.

¿El gobierno debe mantener la erradicación forzada que, según expertos, no es tan efectiva? 

La erradicación forzada no es la estrategia. Es uno de los mecanismos para acabar con los cultivos ilícitos. Ya se lo dije: en todo caso no podemos ceder ni un solo minuto en nuestra estrategia de erradicación. Ni un milímetro. Tenemos que fortalecerla. Y claro que nos toca trabajar mucho más en combatir la resiembra y la mejor productividad que los criminales han logrado en algunas zonas del país. La medición que hacen las Naciones Unidas de esos cultivos ha encontrado enclaves donde siembran menos, pero producen más coca. Ese es uno de los asuntos clave que tenemos que fortalecer.

¿Y la aspersión? 

La eficacia de la aspersión aérea está probada. Entre 2002 y 2013 se hizo una lucha intensa contra las drogas, con excelentes resultados. Veníamos bien. Con un gran trabajo de aspersión aérea, como parte de la estrategia, habíamos pasado de 180.000 hectáreas en ese momento a 48.000 en 2013, según las mediciones de las Naciones Unidas. ¿Pueden imaginar dónde estaríamos si hubiéramos continuado a este ritmo? Pero haber cambiado la política para hacerles caso a las Farc fue una equivocación de la que el país todavía no se repone.

¿Qué opina de quienes aseguran que la política antidrogas no ha dado los frutos o es un fracaso? 

“Lo que ha pasado es que Colombia llegó a tener 166 mil hectáreas de cultivos ilícitos, mediante una política buena, ese número de hectáreas se bajó a 48 mil hectáreas en el año 2013. Infortunadamente en 2013 se cambió la política, y como se hizo el número de hectáreas de cultivos subió, según unas mediciones a 177 en el 2018 y otras mediciones aseguran que 200 mil ese año”.

 “En problema que se presentó es que una política buena que había logrado la disminución de hectáreas de cultivos ilícitos se cambió por una política mala y eso fue lo que llevó al incremento de hectáreas”.

¿Es necesario seguir con la misma política o hacer modificaciones? 

“Aquí estamos incautando toneladas de droga todos los días. Aquí estamos erradicando miles de hectáreas todos los días. Seguimos erradicando las más de 170.000 hectáreas de coca que este gobierno se encontró cuando llegó, que estamos destruyendo desde el primer día, sin descanso, pero que no se logran exterminar de la noche a la mañana. Nos encontramos con un mar de coca y este gobierno llegó con las manos amarradas para la aspersión aérea, que es más efectiva en el combate contra los cultivos ilícitos, pero respetuoso como es de la legalidad, hemos aceptado las decisiones de los tribunales. Pero trabajamos intensamente para reanudar la aspersión muy pronto en el marco permitido por la Corte Constitucional”.

 “Lo que ha pasado es que Colombia llegó a tener 166 mil hectáreas de cultivos ilícitos, mediante una política buena, ese número de hectáreas se bajó a 48 mil hectáreas en el año 2013. Infortunadamente en 2013 se cambió la política, y como se hizo el número de hectáreas de cultivos subió, según unas mediciones a 177 en el 2018 y otras mediciones aseguran que 200 mil ese año”.

Menciona usted que hay un especial interés con el Magdalena por las bandas criminales, ¿qué se tiene preparado en su contra? 

“En 2021 vamos a erradicar una suma mayor de hectáreas, porque es fundamental para quitarle el combustible del que se alimentan las organizaciones criminales que masacran y asesinan líderes sociales”.

 “Muchos de los positivos, golpes a las estructuras criminales se dieron en Santa Marta, Magdalena, por eso es nuestro interés particular por la seguridad y la tranquilidad en esta zona y los planes para este año estarán focalizados en este departamento”.

 Dijo usted que había recompensas, también ¿hay golpes programados contra las estructuras ilegales? 

“Son más de 50 golpes a las estructuras criminales que se darán en esta zona del país por parte de las autoridades. Tenemos perfectamente definidos los sitios donde se van a dar los operativos, cuando se va a hacer, en qué condiciones se va a hacer, de manera que lo fundamental para la comunidad de este departamento es saber que el gobierno, no solamente está preocupado, sino que está tomando medidas adicionales para que la seguridad mejore. Si hay que aumentar la recompensa para estimular la información de ciudadanos, vamos a aumentarla”.

 

También podría gustarte