Gobierno ´guarda´ a 30 millones de colombianos en el ´Puente´ de Reyes

Colombia endurece las restricciones para más de la mitad de su población por efectos de la pandemia 

Más de 30 millones de personas entraron en un confinamiento más estricto en Colombia desde  ayer y durante cinco días, ante un aumento en la velocidad de contagio del nuevo coronavirus tras las festividades navideñas.

El país sudamericano de 50 millones de habitantes es el segundo con más casos de covid-19 en la región (1,7 millones) y el tercero con mayor número de muertes (44.700).

Ante el aumento de la velocidad de propagación del virus y en vísperas al puente festivo que conmemora el día de los Reyes Magos en el país, el gobierno endureció las medidas de confinamiento para evitar el colapso del sistema de salud.

A partir de ayer jueves y hasta el martes las ciudades, departamentos y municipios con ocupación de más del 70% de sus unidades de cuidados intensivos (UCI) tendrán restricciones a la movilidad y prohibición de reuniones en espacios públicos o privados.

Los departamentos con esa presión en su sistema de salud son Cundinamarca (centro), Antioquia (noroeste), Valle del Cauca (suroeste), Norte de Santander (noreste), Risaralda (noroeste), Tolima (oeste), Nariño (suroeste), Putumayo (suroeste), Caldas (noroeste) y las ciudades de Bogotá (centro), Medellín (noroeste) y Cali (suroeste), que en total suman unos 32 millones de habitantes.

La capital, con casi ocho millones de personas y principal foco de contagio, se declaró en «alerta roja» con más del 86% de sus UCI ocupadas.

«Creemos que debe estar circulando ya en la ciudad de Bogotá la nueva cepa de covid que se identificó en el Reino Unido (…) afectando a los ciudadanos que están dando positivo con un 50% adicional de carga viral», declaró la alcaldesa Claudia López en una rueda de prensa.

La mandataria local ordenó el confinamiento total de la población desde este jueves a la media noche hasta el martes. A partir de esa fecha, seguirá un toque de queda nocturno hasta el 17 de enero.

DESAFÍO DE  VACUNACIÓN  

Colombia detectó el primer caso de covid-19 en marzo de 2020 y desde ese mes rigió un confinamiento estricto en todo el país.

Tras seis meses de pandemia y presionado por la debacle económica, el presidente conservador Iván Duque optó en septiembre por una política basada en el autocuidado, el uso obligatorio de mascarillas y la apertura gradual de todos los sectores.

Las alarmas se encendieron de nuevo ante el repunte del número de casos de covid-19 y el anuncio de una nueva cepa en el Reino Unido, que aún no ha sido identificada oficialmente en el país.

El epidemiólogo y profesor de la Universidad del Rosario, Carlos Trillos, calificó como «grave» el comportamiento actual de la covid-19 en Colombia, tras dos días consecutivos con «el mayor número de casos en la historia de la pandemia», más de 16.800 contagios diarios.

Es un reflejo del comportamiento de las personas en las festividades de fin de año, en las que muchos se relajaron y no cumplieron las medidas preventivas y de bioseguridad», explicó el especialista a la AFP.

Las esperanzas están puestas en la inmunización de la población a partir de febrero, según el gobierno, que ya adquirió vacunas para 29 millones de personas de los laboratorios Pfizer, Janssen, AstraZeneca y las dispuestas por el acuerdo Covax, de la Organización Mundial de la Salud.

El departamento estatal de estadística reveló en diciembre que solo la mitad (56%) de los colombianos están interesados en aplicarse una vacuna contra el nuevo coronavirus.

Es «un obstáculo (…) generado en gran parte por movimientos antivacunas, con difusión masiva de mensajes irresponsables en redes sociales sin sustento científico, que generan temor en la población», señaló Trillos.

Además, expertos advierten sobre un desafío logístico para cubrir las regiones más recónditas del país./Colprensa

También podría gustarte