“Doble calzada Ciénaga-Barranquilla traerá progreso y competitividad”: Asociación de empresarios

1.820

No se puede seguir estrangulando el crecimiento ni el desarrollo económico que puedan tener ciudades como Santa Marta, Barranquilla y Cartagena que poseen puertos marítimos. 

Por 
EDGAR TATIS 
GUERRA 

La construcción de la doble calzada Ciénaga-Barranquilla que es uno de los anhelos de los magdalenenses ávidos de seguir apostándole a la productividad y competitividad del territorio, será posible en la medida en que se logre trabajar unidos y en una articulación Nación-Región.

De acuerdo a lo expresado por José Miguel Berdugo Oviedo, presidente ejecutivo de la Asociación de Empresarios del Magdalena (AEM), ninguna persona que habite en esta área del Caribe Colombiano puede desconocer de “la importancia que debe existir en la conectividad terrestre desde La Guajira hasta Córdoba e inclusive hasta el Urabá antioqueño con una vía de doble calzada que facilite la movilización tanto de las cargas como de los pasajeros”, recalcó Berdugo.

El vocero gremial reconoció que en la actualidad existe un verdadero ‘cuello de botella’ para ejecutar esa doble calzada y se trata precisamente del paso por la Vía Parque Isla de Salamanca que ha sido motivo de conflictos y que ha suscitado un sin número de enfrentamientos debido al componente ambiental.

“No se puede desconocer el componente ambiental que ha generado conflictos porque está soportado en el desastre cometido en el pasado cuando se construyó la carretera actual. Hoy en día lo que nosotros estamos defendiendo y que debe ser así, no es que no se haga la vía, no es oponerse a la vía, es hacer la vía pero bien hecha y eso incluye hacer un par de viaductos que son la alternativa para que no se alteren los flujos de intercambio de agua salada del mar Caribe con el agua dulce de las ciénagas y para que se puedan preservar la flora y fauna”, indicó Berdugo.

Fue categórico al expresar que la ejecución de cualquier obra de infraestructura genera afectaciones e impactos en el entorno y que precisamente se debe procurar que éstos sean muy mínimos.

Consultado sobre las expectativas de este anhelado proyecto para los magdalenenses, Berdugo Oviedo destaca las manifestaciones muy puntuales por parte del presidente Iván Duque y de su ministra del Transporte en el sentido de ejecutar esta vía como una apuesta a la dinamización de la productividad regional y nacional.

 “Nosotros tenemos un embudo actual porque el nuevo puente que se hizo sobre el río Magdalena cuenta con seis carriles, pero pasa a solo dos carriles al bajar, eso es una aberración en cuanto a la planeación y al diseño de vías. También debo reconocer que siempre ha existido una oposición clara por parte de los ambientalistas que tienen el temor de que pueda ocurrir lo que sucedió en el pasado, por eso es vital que la doble calzada se construya con todos los requerimientos de protección en los ecosistemas que se verían afectados”, recalcó.

Según Berdugo hay que encontrar la forma de unir los criterios y de conciliar las posiciones porque hay una necesidad de preservar el medio ambiente, de conservar los territorios que son reservas valiosas para la humanidad, pero no se puede estrangular el crecimiento ni el desarrollo económico que puedan tener ciudades como Santa Marta, Barranquilla y Cartagena que poseen puertos marítimos”, puntualizó.

También podría gustarte