“Vacunagate”: canciller de Perú pide cuidar los lazos con China

5

El nuevo canciller de Perú, Allan Wagner, pidió este sábado a los políticos de su país que eviten dañar los lazos con China, en medio del escándalo de vacunaciones anticipadas contra el Covid-19 con dosis de un laboratorio chino.

“Hay que tener mucho cuidado con nuestras relaciones con la República Popular China”, advirtió Wagner al canal RPP al sugerir evitar comentarios sobre el llamado “Vacunagate” que puedan molestar al principal socio comercial de Perú.

China proporcionó las dosis usadas en forma irregular por 487 personas en Perú, entre ellas el popular expresidente Martín Vizcarra, antes del inicio del proceso de inmunización iniciado el 9 de febrero, que por ahora incluye solo al personal sanitario.

El escándalo se extendió al actual gobierno transitorio de Francisco Sagasti y condujo a las renuncias de dos ministras, la titular de Salud, Pilar Mazzetti, y la canciller Elizabeth Astete, sustituida por Wagner el lunes.

El canciller no quiso aclarar a quién iba dirigida su advertencia. “A buen entendedor, pocas palabras”, se limitó a responder.

Wagner hizo su advertencia un día después de que la jefa del gabinete de Sagasti, Violeta Bermúdez, sugiriera pedir a los responsables chinos que “compartan la información” sobre las dosis enviadas por el grupo farmacéutico chino Sipopharm a Perú.

Los 487 inmunizados irregularmente, entre ellos 122 funcionarios, recibieron parte de las 3.200 dosis extras enviadas por Sinopharm para el personal encargado de un ensayo de la vacuna entre 12.000 voluntarios.

Además, el jefe del ensayo clínico, el médico Germán Málaga, afirmó que el dueño de un restaurante chino de Lima fue vacunado entre los 487 porque le vendía comida a la delegación enviada por Pekín a negociar la venta de las vacunas.

La embajada del país asiático, que recibió 2.000 dosis para inmunizar a su personal, ha guardado silencio sobre este escándalo que es ahora investigado por la Fiscalía y el Congreso.

Sin embargo, la legación china rechazó el uso de “los términos como vacunas de cortesía, donaciones o prebendas”, empleados por políticos y medios peruanos para designar a las 3.200 dosis extras (de las que salieron las usadas irregularmente).

La mayoría de los 487, entre ellos Vizcarra, fueron inmunizados antes de que la vacuna china consiguiera luz verde, el 31 de diciembre.

Otro vacunado en forma anticipada es el nuncio del Vaticano en Lima, Nicola Girasoli, lo que molestó a los obispos peruanos.

Sinopharm ha entregado hasta ahora un millón de dosis a Perú, pero llegarán más en las semanas siguientes, así como de otros proveedores.

Perú tiene vigente desde 2013 un acuerdo de Asociación Estratégica Integral con China.

Lima, Perú | AFP | 

También podría gustarte