Capturada expresidenta de Bolivia Jeanine Áñez

74

La ex presidenta de Bolivia Jeanine Áñez fue detenida este sábado en una investigación sobre un supuesto golpe de Estado contra el exmandatario izquierdista Evo Morales en 2019 y pidió a la OEA y la Unión Europea que sigan de cerca su aprehensión. 

Áñez, arrestada en la ciudad de Trinidad, capital del departamento amazónico del Beni, 600 kilómetros al noroeste de La Paz, llegó al aeropuerto de El Alto, que sirve a la capital, escoltada por el ministro del Gobierno (Interior), Carlos Eduardo del Castillo, y el comandante de la policía.

Desde un cuartel de la policía en La Paz, Áñez remitió cartas a la Unión Europea (UE) y a la Organización de Estados Americanos (OEA) para que envíen misiones de observadores para seguir este caso en su país.

El objetivo es que “evalúen de manera objetiva e imparcial, la ilegal aprehensión de la cual hemos sido víctimas mi persona y mis dos exministros, el viernes y la madrugada de este sábado”, escribió Áñez en una misiva que la AFP obtuvo una copia.

El ministro del Interior confirmó la detención de Áñez y felicitó a las fuerzas del orden por la “gran e histórica tarea de dar justicia al pueblo boliviano”, dijo.

En La Paz la exsenadora, de 53 años, fue llevada a un cuartel de la Policía y luego trasladada a las dependencias de la Fiscalía, donde debía declarar.

Áñez considera su detención “un acto de abuso y persecución política” del gobierno del presidente Luis Arce, acusándola “de haber participado en un golpe de Estado que nunca ocurrió” y en el marco de un proceso que “no tiene ni pies ni cabeza”, dijo en varias declaraciones en redes y a la prensa.

La Oficina en Bolivia de la Alta Comisionada de Naciones Unidas para los Derechos Humanos (OACNUDH) subrayó la importancia “de que en todo proceso se observe estrictamente” y recordó que toda persona cuente con “una defensa adecuada y sea sometida a un juicio justo, independiente e imparcial”.

SEDICIÓN, TERRORISMO, CONSPIRACIÓN 

La Fiscalía de Bolivia emitió el viernes una orden de detención contra la expresidenta derechista y cinco de sus ministros, denunciados por los delitos de sedición, terrorismo y conspiración.

Dos de ellos, Álvaro Coímbra, extitular de Justicia y Rodrigo Guzmán, de Energía, fueron también detenidos en Trinidad y trasladados a La Paz.

La orden de la fiscalía partió de una denuncia presentada en diciembre por Lidia Patty, exlegisladora del gobernante Movimiento Al Socialismo (MAS, izquierda), de Morales.

En su denuncia, Patty sostuvo que el líder civil de la región de Santa Cruz (este), Luis Fernando Camacho, Áñez, varios exministros, exmilitares, expolicías y civiles, habían promovido el derrocamiento de Morales en noviembre de 2019, tras 14 años en el poder. /AFP 

También podría gustarte