Autoridades investigan si restos encontrados en Bogotá pertenecen a Sara Sofia

386

Unidades del laboratorio de criminalística de la Policía Nacional y la SIJIN, encontraron, en un caño en inmediaciones del barrio Tintal y Patio Bonito, unos restos óseos que podrían pertenecer a la niña Sara Sofía Galván, desaparecida desde el 15 de enero.

De acuerdo a informaciones preliminares, los restos fueron encontrados envueltos en una bolsa negra, al lado del río Tunjuelito, en la zona donde la Policía ha adelantado las labores de búsqueda de la niña de 23 meses en los últimos días.

La denuncia sobre la desaparición de Sara Sofía la hizo su tía Xiomara Galván Cuesta, quien aseguró que Carolina Galván, la mamá de la niña se la llevó el pasado 15 de enero de su casa, presuntamente a vivir con su pareja Nilson Diaz quien vivía con cuatro niños que eran sus hijos biológicos. Xiomara añadió que la última vez que habló con la niña fue el 23 del mismo mes cuando tuvieron una conversación telefónica.

Sin embargo, desde ese momento Xiomara no volvió a saber nada de ella, hasta el 18 de febrero cuando recibió una llamada de una señora llamada Marisela, quien le dijo que conocía a Carolina Galvan porque se habían hecho amigas y que esta estaba ejerciendo la prostitución por orden de Nilson en el barrio Patio Bonito, en el sur de Bogotá.

Marisela le contó también que Carolina le había confesado que le dio un plato de comida a su hija (Sara Sofía Galván) y que esta se quedó dormida, pero tres horas después vio que la niña no despertaba, por lo que comprobó que estaba muerta y añadió que junto con su pareja Nilson Diaz, se llenaron de miedo y la metieron en una bolsa y una caja y la arrojaron al río Tunjuelito.

“Cuando Carolina me contó eso, yo le dije pero cómo pudiste hacer eso, la pudiste haber llevado, así supieras que estaba muerta, a un hospital y allá di que la niña estaba dormida que se ahogó y ella me dijo que no porque Nilson le dijo que no y la lanzaron al caño”, le dijo Marisela a Xiomara Galván, según el relato que ella hizo a Blu Radio.

A raíz de las denuncias, Carolina Galván y su pareja, Nilson Díaz, fueron detenidos el pasado 18 de marzo y enviados a la cárcel al día siguiente, por un juez de control de garantías en una audiencia reservada por el delito de desaparición forzada.

Bogotá (Colprensa)

También podría gustarte