HOY DIARIO DEL MAGDALENA
Periódico de Santa Marta

Contingencia ambiental terminó y fue la más limpia en últimos años

61

El Área Metropolitana del Valle de Aburrá, Amva, dio por terminado este lunes 12 de abril el primer episodio de la contingencia atmosférica de 2021, el cual arrojó un balance que la entidad calificó como el más limpio de los últimos años.

Factores como el fenómeno de La Niña (lluvias), la reducción de vehículos circulando en las vías debido las medidas de bioseguridad por la pandemia, y una mejor gestión del episodio gracias a la experiencia acumulada para combatir este fenómeno, incidieron en los resultados, según el Amva.

De acuerdo con las mediciones, en este primer episodio de 2021 los Índices de Calidad del Aire (ICA) registrados entre el 8 de febrero (cuando inició) y el 10 de abril presentaron los menores niveles de concentración promedio y un número muy bajo de horas con indicador naranja, precisó el Área Metropolitana. En ningún momento la situación alcanzó nivel rojo, subrayó la autoridad ambiental.

Se resaltó que durante este episodio hubo una adecuada y ágil aplicación de los protocolos contemplados en el Pigeca (Plan Integral de Gestión de la Calidad del Aire) y una comunicación oportuna para la ciudadanía metropolitana.

El uso de la bicicleta, el caminar y factores como el estudio y el trabajo en casa también aportaron a los buenos resultados, admitió Juan David Palacio, director del Área Metropolitana.

En cuanto a La Niña, el Amva dijo que “las fuertes lluvias evitaron que los contaminantes se concentrarán en la atmósfera y afectarán la calidad del aire”. Y sobre la reducción vehicular por las cuarentenas y toques de queda, la reducción de los vehículos circulando por las vías llegó a niveles del 12 o 13 por ciento.

¿Es posible que caiga lluvia ácida sobre Medellín?

La corporación indicó que durante los sesenta días de la contingencia, solo durante un día se tuvieron estaciones, en su mayoría, en nivel naranja debido a incendios que se presentaron en el vecino país de Venezuela.

“El comportamiento de la concentración de PM2.5, sumado a las condiciones de lluvia nocturna y al bajo aporte externo de partículas, hizo que no fuera necesario sugerir un aumento en el nivel de las medidas restrictivas durante el período”, recalcó.

La subdirectora Ambiental del Amva, Ana María Roldán Ortiz, aclaró que las lluvias de febrero y marzo correspondieron especialmente al fenómeno de La Niña, que no tiene una regularidad específica y ocurre a nivel mundial por el enfriamiento de las aguas en el océano Pacífico, “pero la temporada de lluvias propia del invierno en Colombia no se adelantó y está vigente aún”, advirtió.

El director Palacio resaltó que el trabajo interinstitucional con entidades como la Procuraduría General de la Nación, Bomberos Nacional, el Ministerio del Medio Ambiente y la oficina de Gestión del Riesgo, todas del orden nacional, permitieron evidenciar el real impacto de los incendios forestales en el territorio del Aburrá.

La anterior “nos facilitó identificar que la carga contaminante por la quema de la biomasa puede llegar a ser de más de un 40 o 45 por ciento, y por ende la incidencia de estos como los mayores causantes de un ICA naranja que se presentó en algunas horas, en este primer episodio de 2021”, dijo Palacio.

Según los registros, desde enero hasta el 8 de abril, en el país ocurrieron 2.040 incendios mientras que en el Valle de Aburrá apenas se dieron 90 (44 en enero, 42 en febrero y 4 en marzo).

Palacio destacó que en lo que va de abril no se han registrado incendios de cobertura vegetal e interfaz en el territorio metropolitano, a excepción de una quema controlada de cinco metros cuadrados en el municipio de Envigado.

Contingencia ambiental, controlada hasta ahora

Palacio recordó que a pesar de los buenos resultados, la problemáticas de las dos contingencias ambientales en el Valle de Aburrá no cambiará, “mientras sigamos utilizando automotores y tengamos fuentes fijas, como son las industrias, pero podemos mitigar sus efectos si contribuimos en aportar a un mejor aire, mediante acciones que aporten a la sostenibilidad ambiental, económica y social”.

Vale recordar que la única medida adicional que rigió para esta contingencia fue la restricción horaria al transporte de carga, la cual se levantó este mismo lunes. Para los demás vehículos no fue necesario adoptar medidas especiales como el pico y placa, con el fin de evitar congestiones en el transporte público que pudieran haber incrementado los casos de covid-19.

El Amva también presentó un balance de los operativos de control a las fuentes fijas y móviles en articulación con las diez alcaldías del Valle de Aburrá.

En total se llevaron a cabo 14 operativos de control a fuentes fijas, 263 visitas de control a las industrias, 986 operativos de control a las fuentes móviles: 72 en empresas y 914 en vías. También se hicieron 20.764 mediciones a fuentes móviles, 13.942 durante el episodio de contingencia, de las cuales fueron rechazadas 3.646, lo que equivale al 29 %.

También podría gustarte