Erosión se comió varios metros de la playa y por poco se traga el enrocado

El director del Invías, Guillermo Toro Acuña, aseguró que el enrocado instalado en el kilómetro 19 de la vía no ha sido afectado por la erosión y sigue protegiendo la infraestructura. El funcionario aseguró que hubo una pérdida de playa y material de contención, pero que esto no representa ningún peligro inminente para la vía. 

Según se confirmó, la pérdida de terreno, dejó expuestos aproximadamente unos 120 metros lineales de la carretera y que en la zona de afectación al menos 40 metros quedaron en condiciones difíciles por la amenaza del mar que está muy cerca del talud de la carretera.

Sin embargo, Toro Acuña, el Invías trabaja con toda su capacidad técnica y operativa en la atención de la emergencia presentada en el kilómetro 20 de la vía Ciénaga – Barranquilla y da un parte de tranquilidad a la ciudadanía, pues dicha infraestructura vial no presenta ningún riesgo inminente.

La ministra de Transporte, Ángela María Orozco Gómez, afirmó: “En el Gobierno nacional buscamos generar y garantizar bienestar para todos los colombianos. Es bajo este pilar que a través del Invías se ha venido atendiendo, desde un primer momento, la afectación presentada en el kilómetro 20 de este corredor, la cual se produjo debido a un aceleramiento del fenómeno erosivo por el fuerte oleaje. Lo anterior generó la pérdida de la playa, mas no representa un riesgo para la infraestructura y ni, por ende, para sus usuarios”.

De esta forma, la entidad se permite aclarar a la opinión pública que el enrocado existente en el kilómetro 19 de la vía Ciénaga – Barranquilla, perteneciente a la transversal del Caribe, no resultó afectado y sigue instalado en este sector, protegiendo la infraestructura vial y garantizando la seguridad de nuestros usuarios.

Para contener la emergencia, personal altamente capacitado del Invías trabaja desde febrero pasado en la zona, época en la que se iniciaron los respectivos trabajos de mitigación. Entre estos se encuentra la instalación de material de enrocado extraído de otras zonas de la vía y en las próximas horas llegará a la vía nuevo material de enrocado para reforzar la estructura.

El director técnico del Invías, Guillermo Toro Acuña, recordó: “El Invías estructuró y puso en marcha un detallado plan por fases para mitigar de forma definitiva la erosión en la vía Ciénaga – Barranquilla. Recientemente, como parte de la fase II, adjudicamos por más de $8.500 millones el contrato de obra para la construcción de un enrocado multicapas después de un análisis integral. Estas obras se ejecutarán entre el km 18+535 y el km 20+025, brindando seguridad a todas las comunidades que transitan por esta vía, una de las más importantes para el desarrollo del Caribe colombiano”.

Entre tanto, en la fase III, el Instituto se encuentra finalizando la etapa de estudios y diseños a partir de los cuales construirá tres viaductos en los kilómetros 9, 19 y 27, tras una inversión de $700.000 millones como parte de la estrategia Compromiso por Colombia, logrando así una solución definitiva y sostenible frente a la erosión de la vía.

Con estas acciones integrales y definitivas, el Gobierno nacional sigue cumpliendo los compromisos adquiridos con las comunidades del departamento del Magdalena y con todo el Caribe para mantener una movilidad segura y la conectividad de la región.

También podría gustarte