Moción de censura a Mindefensa en cámara casi termina en golpes

La plenaria de la Cámara de Representantes desarrolló la discusión de la moción de censura contra el ministro de la Defensa, Diego Molano, en donde la oposición, con lecturas de nombres de desaparecidos y muertos, insistió en su responsabilidad del abuso de fuerza del Esmad, por lo que pidieron su salida.

A diferencia de la moción del lunes en el Senado, la del martes en la Cámara fue mucho más emotiva y en momentos más ofensiva contra el ministro Molano, al punto que en un momento de la discusión hubo un amago de irse a los golpes entre ambos bandos.

Lo ánimos se calentaron cuando intervino el representante John Jairo Roldán, oriundo del Valle del Cauca, que con emotividad rechazó las acciones violentas que vienen pasando en Cali y su departamento. Cuestionó a Molano porque no ofreció excusas a los indígenas cuando fueron atacados a tiros por hombres armados desconocidos.

“Este ministro desató de manera ilegal las armas del Estado contra la juventud”, indicó el representante Hoyos de la U, cuando en el Salón Elíptico los congresistas Inti Asprilla (petrista) y Gustavo Londoño controvirtieron muy duro verbalmente y hubo amague de golpes.

Eso llevó a que el presidente de la Cámara, Germán Blanco, parara la sesión unos segundos y les dijera que estaban en directo por televisión nacional. “Estamos en transmisión nacional, están siendo observados por la audiencia nacional en sus comportamientos, esas confrontaciones no conducen a nada, les ruego que guarden comportamiento”. Incluso hasta los agentes de la Policía casi que tuvieron que intervenir para frenar la posible pelea.

Luego el representante uribista Edwar Rodríguez, llamó a calmar los ánimos, en clara referencia al representante León Fredy Muñoz, quien alterado quería buscar seguir la confrontación. “Este es un acto que no se puede permitir en una democracia. El derecho de uno es el derecho del otro, no podemos permitir que se vulneren los derechos de los compañeros, estamos para dar ejemplo en democracia, acá no prevalece la fuerza, prevalecen las ideas… no podemos meterle más candela al país, bajemos los ánimos, el imperio de la manos o el imperio de las groserías no pueden pasar por la pelea”.

Luego, en un tono menor, en la bancada de Cambio Radical también hubo duras discrepancias. El representante José Daniel López, aseguró que tenía objeción de conciencia frente a la postura de su partido de no apoyar la moción de censura, porque en su concepto Molano sí tiene responsabilidad. A su turno, la vocera del partido Betty Zorro, sostuvo que el apoyo al ministro fue en bancada.

Previo al debate se conocieron más posiciones de partidos frente a la votación de la censura. En ese sentido, el Centro Democrático, Conservador, La U, Cambo Radical, los cristianos y algunos liberales, decidieron que la negarán.

La decisión de estos partidos es igualmente para la plenaria del Senado, en donde el jueves se votará la moción de censura. Si ese día el Senado niega la moción a Molano, en la Cámara de Representantes ya no procedería realizar la votación la otra semana. Sin embargo, esta interpretación de la norma es cuestionada por la oposición, que considera debe darse la votación.

LAS INTERVENCIONES

El representante Inti Asprilla, en su intervención, le preguntó a Molano que si “¿una piedra justifica una bala?, ¿que una persona tire una piedra justifica matarla con arma de fuego? ¿Eso es uso proporcional de la fuerza?. Incluso señaló que si Molano no sale en la moción de censura, serán los jóvenes, en las calles, los que lograrán su salida.

Por su parte, el representante Mauricio Toro, sostuvo que el Mindefensa avaló la desaparición forzada de más de 100 personas que han participado en las manifestaciones. “La desaparición forzada es de los delitos más salvaje y sanguinario, el Estado se acostumbró a no hacer nada. Desde el 28 de abril se han reportado hasta 548 desaparecidos.

La representante Katherín Miranda, manifestó que los miembros del Esmad están atacando a los jóvenes cuando hacen sus actos culturales, y esa acción la hacen pasar como si fuera un delito o un ataque a la Policía. Planteó que el ministro ha mentido en cuanto a la situación de la menor de Popayán que se quitó la vida luego de que fuera abusa sexualmente por los policías.

Por su parte, el representante del uribismo Gabriel Vallejo, responsabilizó a los partidos de la oposición que están utilizando a los jóvenes colombianos para la confrontación que se está dando en el país.

El ministro al hacer su intervención, sobre las once de la noche, volvió a defender la institucionalidad, el talante democrático, como lo llamó, del gobierno, como también de la actuación de la Policía, el Esmad y el Ejército.

Molano sostuvo que es injusto de que los congresistas de la oposición los tildaran de genocidas y masacradores. Recordó tres policías han muerto, más de mil heridos, y hasta las escuelas de formación de los hijos de policía han sido afectadas.

Rechazó también las calificaciones que hicieron contra él, como por ejemplo en el caso de la Fiscalía en Popayán, en donde aseguró que sí se robaron 50 armas sino más de 70.

El ministro resaltó además que ya en el Congreso se tramita una reforma a la Policía, que es otra de las discusiones, “hagamos ese debate en el Congreso, más ni en las calles, la voluntad de reforma está”.

Destacó que el Esmad actúa contra los violentos, más no contra los ciudadanos que salen a las manifestaciones. Justificó además que la acción del Esmad se da cuando empiezan a tirar piedra y así se convierte la protesta social en violencia.

BOGOTÁ (Colprensa).

También podría gustarte