Gobierno entrega plan maestro para frenar la erosión fluvial

Como parte de una acción popular en contra Cormagdalena, Invías y la Unidad Nacional de Gestión del Riesgo (UNGRD), el Tribunal Administrativo del departamento recibió del gobierno nacional el plan maestro para las obras definitivas que frenen la erosión fluvial entre los municipios de Salamina y El Piñón. 

Este proyecto se centra en la reconstrucción y protección de la orilla, el nuevo trazado de la vía y el dragado inducido y controlado en el río, contando con la asesoría de la Sociedad Colombiana de Ingenieros (SCI), quien en un reciente estudio especificó que para evitar grandes inundaciones en la zona debían ser invertidos cerca de $90 mil millones de pesos.

La viceministra de Infraestructura, Olga Lucía Ramírez, señaló que esta emergencia ha sido una prioridad del gobierno por los efectos de pérdida de la banca que servía de barrera de contención. “Hemos hechos presencia con maquinarias,  equipos y con acciones tendientes a mitigar el impacto negativo de la socavación”.

Por su parte, Pedro Pablo Jurado, director de Cormagdalena, dijo que “hemos integrado metodologías y hemos estado en permanente contacto con las comunidades de manera responsable y con un ideal en torno al bienestar y al  futuro de todos. Hoy estamos próximos a firmar el Pacto de Cumplimiento, lo que nos va a llevar a la construcción de obras definitivas que mitiguen el riesgo que históricamente se ha enfrentado en esta margen del río”.

Después de la entrega del Plan y la aprobación por parte de la magistrada ponente, pasarán los estudios y diseños a fase 3, luego la solicitud de recursos al Ministerio de Hacienda y posterior la apertura de los procesos de licitación, contratación e inicio de obras.

Y aunque esta entrega  significa un gran paso, la misma comunidad mantiene un escepticismo frente a la ejecución de los dineros, toda vez que a finales del 2020 Cormagdalena adjudicó $10 mil millones en el dragado de una isla, cuyos efectos no fueron los esperados para la mitigación del riesgo.

También podría gustarte