Día de definiciones en el Partido Verde

En el partido los precandidatos son los exgobernadores Carlos Amaya y Camilo Romero, y los senadores Antonio Sanguino, Iván Marulanda, Sandra Ortiz y Jorge Londoño. 

Este viernes la máxima dirigencia del partido Alianza Verde, el directorio nacional, se reunirá a puerta cerrada para definir el mecanismo de elección de su candidato para las elecciones presidenciales del 2022. En la reunión, que está plagada de tensiones, se espera que la colectividad defina cómo escogerá entre los precandidatos que hasta el momento quieren participar en la consulta.

Por ahora, los precandidatos son los exgobernadores Carlos Amaya y Camilo Romero, y los senadores Antonio Sanguino, Iván Marulanda, Sandra Ortiz y Jorge Londoño. Los aspirantes están divididos en dos bandos, quienes quieren hacer parte de la Coalición de la Esperanza y los que buscan irse con el pacto histórico. Además se rumora que hay un tercer bando que pretende dejar en libertad a sus electores para evitar las tensiones de las que son víctimas en este momento que incluso podrían llevar a escindir amplios sectores del partido.

La discusión está atravesada por las dos coaliciones que ya aspiran a la presidencia de la República. La coalición de la Esperanza está conformada por Sergio Fajardo, Jorge Enrique Robledo, Humberto de la Calle, Juan Fernando Cristo y Juan Manuel Galán; y el Pacto histórico liderado por Gustavo Petro.

Ninguna de las dos coaliciones confía en la otra debido a los grandes desencuentros que han tenido sus miembros en el pasado. Incluso el nombre de algunos independientes como Alejandro Gaviria, ha generado recelo en los precandidatos de ambas coaliciones.

En medio de este escenario el Partido Verde juega un papel fundamental. Un sector de la colectividad, liderado por la senadora Angélica Lozano y el exgobernador Carlos Amaya, pide que se haga una elección, pero donde solo participen los cuadros directivos de la colectividad, es decir: congresistas y miembros del partido; otro sector, propone que se haga una encuesta, pagada por el partido que incluya a todo aquel que quiera participar.

La cosa no es fácil, según los cálculos de los involucrados la elección entre los miembros de la colectividad la ganaría Amaya, pues la mayor cantidad de miembros del Partido Verde está en Boyacá; Sin embargo, si se hace una encuesta abierta permitiría a las bases del petrismo en el partido meter mano en la elección. Este segundo escenario sería liderado por Romero. Si gana Amaya, los Verdes están seguros que su participación se irá con la Coalición de la Esperanza, si gana Romero dicen que se irá con el Pacto Histórico.

A estas dos alternativas se sumó una tercera que pide dejar a los miembros del partido en libertad y así puedan apoyar la candidatura que les apetezca. El último plazo para tomar esta decisión es el mes de septiembre para que en marzo del próximo año se pueda hacer una consulta de distintos sectores, esta vez sí con el concurso de la Registraduría, durante las elecciones a Congreso.

Sin embargo los miembros del verde quieren decidir de una vez por todas este viernes para que los precandidatos puedan iniciar su campaña.

La pelea ya comenzó, la senadora Angélica Lozano, que defiende la elección entre los miembros de la colectividad, indicó en su cuenta de Twitter qué “bases del Partido Verde decidirán candidatura presidencial: Personas Afiliadas, Ciudadanía Votante, Ex candidatos/as, Personas electas. Que pena no incluir a militantes y dirigentes políticos de otros partidos”.

Camilo Romero respondió con ironía: “¡En hora buena por el partido, muy democrático todo, un ejemplo! Señores copresidentes, directivas, precandidatos, elegidos, militantes, simpatizantes del Partido Verde y ciudadanía, tomen atenta nota de lo decidido por la senadora Angélica, notificado vía Twitter”.

La pelea, a medida que pasan los días se calienta, Angélica Lozano indicó que ninguno de los dos sectores puede solo por eso “¿Aislar al verde de los demás aliados alternativos, como él (Camilo Romero) propone, garantiza el cambio?”.

Inmediatamente Romero respondió “Fuiste tú quien dijo que solo había un mecanismo más democrático que el planteado por ti: consulta verde en marzo de 2022. Vienen hace días alentando el retorno de la ola verde y digo: bueno, vamos con opción más democrática. Y no gusta esa alternativa”.

La senadora Verde zanjó la discusión asegurando que en el próximo mes de marzo es el espacio para hacer las consultas interpartidistas, no después: “las consultas son competitivas. El Pacto Histórico suma a Gustavo Petro, Roy Barreras y Alexander Maya y Jesús Piñacué; los exgobernadores a Alejandro Char, Enrique Peñalosa, Dilian Francisca Toro y Federico Gutiérrez; y la coalición de la Esperanza a Sergio Fajardo, Juan Fernando Cristo, Juan Manuel Galán, Humberto de la Calle y Jorge Robledo. Tu propuesta de aislar a seis verdes en una sola consulta, divide alternativos. Es mejor que sumemos”.

Sin embargo, Romero respondió que ha insistido en que el partido sea capaz de juntar toda la expectativa de la ciudadanía que pide cambio, “se fueron por el camino de los vetos. Ahora les agarró el afán por definir candidatura verde, antes no querían. Bueno, tendrá que ser con el mecanismo más democrático”.

Los demás sectores se han cuidado de pronunciarse al respecto, sin embargo los caminos ya están definidos y será este viernes el tiempo para las definiciones.

BOGOTÁ, (Colprensa). 

También podría gustarte