¿En qué se diferencian el Covid de la Delta?

Las características detectadas por la OMS afirman que esta variante Delta presenta un comportamiento distinto en los síntomas que son similares a los de la gripe, como dolor de cabeza, sequedad en la garganta, secreción nasal y fiebre 

La OMS definió cuatro mutaciones que han surgido hasta ahora y expuso las variaciones en su comportamiento y la posible resistencia a la vacuna.

Desde que se registró el primer caso de coronavirus en el mundo, este virus ha representado un reto mundial para distintas áreas de la ciencia, la economía y la política, ya que con su nivel de contagio y alto índice de letalidad puso “patas arribas” la normalidad que se vivía y obligó a los organismos de salud y gobiernos internacionales ha acelerar los esfuerzos y la inversión en la ciencia para encontrar una forma de detener las duras consecuencias de esta nueva enfermedad.

Este virus ha cambiado las respuestas y las preguntas cada cierto tiempo, ya que su naturaleza la hace mutable y ha presentado distintas variantes en algunas naciones del mundo.

A continuación, presentamos las cuatro variantes que la OMS ha registrado:

CEPA ALPHA  

Los datos de la OMS aseguran que esta variante surgió en el Reino Unido y su primer caso data de septiembre de 2020. Sus características la ubican como una de las más contagiosas y letales. Un estudio de esta variante afirma que es un 43% hasta un 90% más contagiosa que el fenotipo natural de COVID- 19, esto como resultado de las muestras examinadas en ese lugar. A pesar de su comportamiento, no la registra resistencia ante las vacunas actuales.

CEPA BETA 

Los datos de la OMS aseguran que esta variante surgió en Sudáfrica, y su primer caso data en mayo de 2020. Las características encontradas por la OMS afirman que la variante fue detectada en su mayoría entre individuos jóvenes sin antecedentes de enfermedades de base y presentaba un mayor riesgo de comportamiento crónico en este grupo de edad, en comparación con el tipo nativo de COVID-19.

Respecto a su comportamiento ante la vacunación, Johnson & Johnson, Pfizer-BionTech, AstraZeneca-Oxford, Sinopharm y Moderna, afirmaron que esta variante reduce la capacidad de protección al virus.

CEPA GAMMA 

Los datos de la OMS aseguran que esta variante surgió en Brasil, y su primer caso data de noviembre 2020. Las características detectadas por la OMS afirman que esta variante podría escapar a las respuestas inmunitarias tanto naturales como provocadas por la vacuna. Es decir, podría afectar directamente la afectividad del biológico para desarrollar inmunidad frente al virus.

CEPA DELTA 

Los datos de la OMS aseguran que esta variante surgió en la India, y su primer caso data de octubre de 2020. Las características detectadas por la OMS afirman que esta variante presenta un comportamiento distinto en los síntomas que son similares a los de la gripe, como dolor de cabeza, sequedad en la garganta, secreción nasal y fiebre. De esta forma, difiere del entorno de la enfermedad registrados en los tipos anteriores de COVID-19 con neumonía, gripe, tos, estrés respiratorio y dolor de espalda.

Además, se detectó que la variante delta había desarrollado un cierto nivel de resistencia a las vacunas.

Notas Relacionadas