Gobierno de Caicedo acusa a la Asamblea de querer dádivas a cambio de aprobar ordenanzas

Adolfo Bula, secretario del Interior; Luis Guillermo Rubio, secretario de Educación, Jairo Aislant Pedrozo, director de Indeportes; Ingris Padilla, asesora de despacho y otros funcionarios y jefes de cartera, lideraron la manifestación que llegó hasta la Duma departamental.

La administración convocó a sesiones extras a la Corporación para el estudio de los proyectos. 

Las relaciones entre la Asamblea del Magdalena y el gobierno departamental están en su peor momento, y muestra de ello fueron los graves señalamientos que ayer se hicieron desde la administración tras acusarse a los actuales diputados de la mayoría de querer dádivas a cambio de aprobar las iniciativas que ha pedido el gobernador Carlos Caicedo sean estudiadas

El pronunciamiento fue hecho por el secretario del Interior, Adolfo Bula, quien lideró junto a otros secretarios una comisión para radicar ocho ordenanzas ante la Secretaría General de la Asamblea.

Acompañados de un grupo de seguidores y líderes comunales, varios secretarios de despacho llegaron hasta la sede de la Asamblea del Magdalena, para radicar nuevamente en nombre del Gobernador, ocho proyectos de ordenanza; sin embargo, después de más de una hora en la oficina del secretario de la Duma, José Fernández de Castro, los proyectos nunca llegaron.

Lo que sí hubo fue espacio para formular señalamientos por parte de los funcionarios del gobierno en contra de los diputados que hoy dominan la coalición mayoritaria de la Corporación.

Adolfo Bula, secretario del Interior; Luis Guillermo Rubio, secretario de Educación; Jairo Aislant, director de Indeportes y varios asesores de despacho comulgan con el concepto que, en que en esta ocasión la Asamblea debe tener voluntad política para aprobar los proyectos de ordenanzas.

“Insistiremos en presentar los ocho proyectos porque hay que romper con la tradición que la Asamblea no aprueba si no les dan dádivas”, dijo Adolfo Bula, secretario del Interior.

“Estos son proyectos de ordenanza que se han venido negando de manera irresponsable por parte de la Asamblea departamental, creemos que es necesario continuar defendiendo los derechos de la población, en especial la gente que requiere acceso al agua potable, la gente que requiere acceso a la educación, los que solicitan mayor calidad en la Salud, la gente que solicita el mejoramiento de las vías”, dijo Bula Ramírez.

HABLA LA PRESIDENTA 

Por su parte, la presidenta de la Asamblea del Magdalena, Claudia Patricia Aarón, calificó como un show mediático lo ocurrido y sostuvo que los proyectos en esta ocasión no llegaron.

La diputada Aaron no se ahorró calificativos para quienes llegaron hasta la sede de la Corporación.

“Un escándalo para generar presión, pero en la  Secretaría de la Asamblea no fueron radicados los proyectos´ señaló.

“Esperamos que los presenten para darle el trámite correspondiente y el decreto del llamado a extras”, añadió.

HAY CERO VOLUNTAD POLÍTICA 

En diálogo con RADIO HOY, el diputado oficialista Rafael Noya, aseguró que lo que hay en la Asamblea es cero voluntad política para aprobar cualquier ordenanza que presente el gobierno, pues ya han sido hundidas en tres ocasiones las más de 25 que presentó el ejecutivo.

El diputado del Magdalena, Rafael Noya señaló a la mayoría de la Asamblea, de violar principios de celeridad y de tener cero voluntad política para aprobar proyectos que beneficien al departamento.

Noya aseguró que en tres ocasiones la Asamblea ha hundido los proyectos presentados por el ejecutivo, “pues se han propuesto a engavetarlos y para después excusarse diciendo que fueron presentados muy tarde”, manifestó en diálogo con RADIO HOY. 

Notas Relacionadas