La isla griega de Eubea reanuda las evacuaciones ante el avance de las llamas

Cientos de personas han reanudado este domingo la evacuación de la isla griega de Eubea (o Evia), la segunda más grande del país, ante el enorme incendio que lleva días arrasando la zona, particularmente en el norte, donde los bomberos intentan evitar por todos los medios que el foco se acerque al centro de la isla en lo que supondría una auténtica “catástrofe”, según el gobernador de la región de Grecia Central, Fanis Spanos.

El frente norte de las llamas ha rodeado las poblaciones de Galatsona, Ellinika y Agriovotano, entre nuevas órdenes de evacuación para las localidades de Gouves, Artemisio, Kastri, Vouliki y Pefki, cuyos ciudadanos han recibido orden de dirigirse inmediatamente al puerto de Istiaia para ser trasladados al continente.

Las operaciones de los bomberos continúan pero con pocos resultados en las últimas horas. “Los frentes no terminan. Todos los pueblos son un frente. El fuego se está extendiendo a otros lugares, tenemos resurgimientos en otros lugares. El fuego no se combate con excavadoras”, ha declarado Angelos Misirlis, teniente de alcalde encargado de protección civil en el municipio de Istiaia en comentarios recogidos por la edición digital del diario ‘Kathimerini’.

También en las últimas horas se ha dado a conocer la muerte de un bombero voluntario, aplastado por la caída de un poste eléctrico, y otros veinte ingresados mientras sus compañeros lidian con al menos cuatro grandes focos repartidos en el país, en medio de una ola de calor histórica, y durante lo que el primer ministro, Kyriakos Mitsotakis, ha descrito como un “verano de pesadilla”.

Las llamas han arrasado más de 56.000 hectáreas de terreno, según el Sistema de Información Europeo de Incendios Forestales, en particular en los grandes incendios declarados en Eubea, la segunda isla más grande del país, y otros tres en la región meridional del Peloponeso.

Eubea está ahora mismo partida en dos por las llamas. Los habitantes llevan días realizando evacuaciones masivas por barco a la parte continental de Grecia. “Estamos solos. Nuestro fin está cerca”, proclamó el alcalde de la ciudad de Istiaia, Giannis Kotzias, a la cadena estatal griega Skai. Este domingo, y por vez primera desde la declaración de los incendios, ha aparecido apoyo aéreo para auxiliar a los bomberos. “No podemos estar en todas partes”, ha lamentado uno de los efectivos a la misma cadena.

El departamento de Bomberos ha indicado 575 bomberos con 35 equipos de tierra y 89 vehículos estaban luchando contra el incendio, incluidos 112 bomberos rumanos y 100 ucranianos enviados a Grecia como refuerzos. Cuatro helicópteros y tres aviones, incluido un enorme avión Beriev-200 arrendado a Rusia, proporcionaron apoyo aéreo. Diez países ya han enviado personal y equipos de bomberos, como aviones mientras que otros ocho están enviando más refuerzos.

/Colprensa

Notas Relacionadas