Doble instancia rige cuando esté implementada

247

“La Sala de Casación Penal sigue manteniendo sus competencias para investigar, juzgar y dictar sentencia en los casos de aforados constitucionales”, señaló el magistrado Luis Antonio Hernández.

 

La Sala Penal de la Corte Suprema de Justicia anunció este lunes su posición oficial sobre la aplicación de la doble instancia para el juzgamiento de ministros, gobernadores y senadores, para indicar que sigue siendo competente hasta que esta sea implementada.

“La Sala de Casación Penal sigue manteniendo sus competencias para investigar, juzgar y dictar sentencia en los casos de aforados constitucionales, hasta tanto el acto legislativo 01 recientemente promulgado, sea implementado”, señaló el magistrado Luis Antonio Hernández.

El magistrado señaló que hasta que no se ponga en marcha esa nueva institucionalidad, todo en la Corte Suprema de Justicia continúa funcionando como viene haciéndolo hasta hoy. Así, si mañana un aforado es condenado, no podrá acudir a la segunda instancia.

“Las reglas son las mismas porque el Acto Legislativo en este momento no se puede aplicar (…) Si el legislador no previó una norma de transición, el juez está obligado a llenar el vacío que dejó la omisión legislativa y ese vacío lo llenamos con principios de derecho que indican que las funciones de investigación y juzgamiento no pueden cesar”, explicó Hernández.

La Sala Penal señaló que espera que en dos meses se pueda hacer esa implementación, nombrando a los nueve magistrados que se necesita para crear la nueva sala de instrucción y la nueva sala de juzgamiento en primera instancia, ya que la segunda instancia la llevará la actual Sala Penal.

Hernández sostuvo una reunión con el presidente de la República, Juan Manuel Santos, para que el ministerio dispusiera de lo necesario para la convocatoria de los nuevos integrantes, por un valor de 13.500 millones de pesos para 2018.

En ese sentido, el vicepresidente de la Corte Suprema, magistrado José Luis Barceló, hizo un llamado al Gobierno y a la Judicatura para poner en marcha la doble instancia.

“La Corte va a requerir a todas las instituciones lo más pronto posible. Que el presupuesto requerido para eso llegue a su destino en el momento que es, que es ya. Que el Consejo Superior convoque a los aspirantes y que la Corte de inmediato proceda a nombrar. Creemos que más de dos meses no va a pasar”, señaló.

Barceló explicó que la Corte “no quiere cercenar el derecho a la doble instancia ni desconocer ningún derecho”.

El magistrado Hernández explicó que cuando ya empiece a regir la doble instancia, los juicios en curso deberán ser enviados a la Sala de Primera Instancia para que sean allí finalizados e, igualmente, se deberán enviar a la Sala de Instrucción las investigaciones en marcha que llevan actualmente los nueve magistrados de la Sala Penal.

Hernández explicó que lo más probable es que la actual Sala Penal deberá declararse impedido en muchos procesos, cuando hayan participado en la acusación de un procesado. En todo caso, explicó que los fallos que se dieron en el pasado ya no tienen posibilidad de doble instancia.

Sobre los casos de Musa Besaile y Bernardo Elías, que están próximos a acusación y en un proceso de colaboración eficaz, se explicó que si no se llega a un acuerdo antes de implementar la doble instancia, el proceso pasará a la nueva Sala de Instrucción para que allí continúe.

Hernández aclaró que en todo caso cualquier procesado puede interponer una tutela para contrarrestar esta posición de la Sala Penal, que eventualmente podría resolver la Corte Constitucional.

También podría gustarte