Tribunal ordena casa por cárcel para Monsalvo

La Sala Penal del Tribunal Superior de Bogotá impuso ayer medida de aseguramiento, consistente en casa por cárcel, en contra del gobernador del Cesar Luis Alberto Monsalvo Gnecco, dentro del proceso penal que se sigue en su contra por la presunta comisión de los delitos de contrato sin cumplimiento de requisitos legales y peculado por apropiación en favor de terceros agravado.

En la audiencia, el magistrado Jairo José Agudelo Parra, resolvió imponer la medida privativa de la libertad por considerar que “la permanencia en el cargo de Monsalvo Gnecco podía entorpecer la investigación penal y por el riesgo de volver a cometer las conductas imputadas”.

El togado ordenó al INPEC hacer efectiva la medida y la inmediata detención del gobernador, a la vez que indicó comunicar la decisión al ministerio del Interior y a la Presidencia de la República. Contra esta medida sólo procede recurso de reposición.

La Fiscalía, la Procuraduría y el representante de víctimas se mostraron conformes con la decisión.

Entretanto, la defensa contractual del gobernador a cargo del reconocido abogado Iván Cancino, impugnó la decisión con el único recurso admisible (reposición). Sin embargo, el magistrado Agudelo Parra mantuvo en firme su decisión.

EL CONTRATO INVESTIGADO 

Las presuntas irregularidades por las cuales la Fiscalía General de la Nación imputó ante la Corte Suprema de Justicia al gobernador del Cesar, Luis Alberto Monsalvo Gnecco, fueron detectadas en un contrato de alimentación escolar suscrito en agosto de 2015.

El ente acusador obtuvo elementos de prueba que dan cuenta de la  posible participación de Monsalvo Gnecco en un presunto acto de corrupción, cuando este se desempeñó por primera vez en el cargo.

El mencionado contrato fue celebrado entre el departamento de Cesar y el Consorcio Alimentación Escolar A Salvo, tuvo un plazo de ejecución de 59 días y su valor superó los 17.140 millones de pesos.

En las verificaciones la Fiscalía identificó, por lo menos, nueve inconsistencias, como falta de estudios previos, prepliegos amañados y deficientes, y supuestas omisiones de los requisitos de ley en distintas etapas del proceso de contratación, evaluación y liquidación.

Las investigaciones dan cuenta de que estas actuaciones habrían generado un peculado que asciende a $3.172’808.072.

En tal sentido, un fiscal delegado ante la Corte imputó a Monsalvo Gnecco los delitos de contrato sin cumplimiento de requisitos legales y peculado por apropiación en favor de terceros agravado.

Dentro de las irregularidades reseñadas por el fiscal en la audiencia de imputación, se resalta que el kilo de hígado fue valorado en $65.460.

OTRA VEZ, CASA POR PRISIÓN 

La decisión del tribunal de ordenar casa por cárcel contra Monsalvo llega apenas un año y dos meses después de que la Sala de Primera Instancia de la Corte Suprema de Justicia tomara decisión similar en junio de 2020 tras declararlo culpable por el delito de corrupción al sufragante durante las elecciones de octubre de 2011.

No obstante, apenas 3 meses después, la misma Sala Penal de la Corte Suprema de Justicia, revocó la condena de cinco años, un mes y 16 días de prisión y lo absolvió, en fallo segunda instancia

Tras aquella decisión, Monsalvo recobró la libertad, ya que se le había negado la suspensión condicional de la ejecución de la pena, la cual cumplía en la figura de prisión domiciliaria.

Notas Relacionadas