El Salado: indignación por fuga de autor de masacre

La masacre que se vivió en El Salado hace 21 años marcó la historia del conflicto armado en Colombia. Esos seis días de torturas, decapitaciones, empalamientos y violaciones a mujeres, hombres y niños por cuenta de 450 paramilitares del Bloque Héroes de los Montes de María de las Autodefensas Unidas de Colombia (AUC), siguen en la memoria de los residentes de este corregimiento de El Carmen de Bolívar. Lea aquí: El terror y las amenazas vuelven a El Salado 21 años después de la masacre

Todos esos lamentables recuerdos se han removido en los últimos días, después de conocerse que el autor de la masacre se fugó de una clínica en Montería donde, al parecer, habría llegado a realizarse un chequeo médico.
Cinco Siete, como es apodado Édgar Ariel Trujillo Córdoba, cumplía una condena de 27 años de cárcel en el Establecimiento Penitenciario y Carcelario de Mediana Seguridad de Montería, donde estaba desde mayo del 2015, por los crímenes cometidos durante la masacre. Lea aquí: Se fugó ‘Cinco siete’, autor de la masacre de El Salado

La situación tiene indignadas a las víctimas de ese escabroso hecho. “Más que temor, tenemos indignación. No podemos creer que la justicia sea tan débil. No podemos hacer una presunción de quiénes están implicados o no en este hecho, pero sí nos preocupa que una persona que está pagando una condena por unos delitos de lesa humanidad esté prófuga”, dice María Torres, líder de El Salado.

Torres espera que las autoridades sigan haciendo presencia en la comunidad para evitar algún tipo de represalia o ataques contra líderes o residentes en general. La zona sigue siendo patrullada por miembros de la Armada Nacional y, según se conoció, se espera que el Ejército Nacional regrese.

El Inpec indicó que la fuga de Cinco Siete sucedió en la clínica La Esperanza de Montería, donde estaba recluido por una apendicitis. Hasta el lugar llegaron seis hombres armados y encapuchados.

“Los dos miembros del Cuerpo de Custodia y Vigilancia fueron reducidos por los delincuentes y procedieron a rescatar al privado de la libertad, que se encontraba bajo custodia médica”, explicaron a través de un comunicado.

Luego, los sujetos y Cinco Siete huyeron del lugar en motocicletas que los esperaban en las afueras de la clínica. Pese a que las autoridades desplegaron un operativo para lograr su captura, no se ha logrado. Lea aquí: Exparamilitar que se fugó en Montería debe responder por 64 crímenes

“No es raro que pasen esas fugas en Colombia. Eso fue algo como de película. Muchos han expresado el temor que sienten, sobre todo nosotras como víctimas de violencia sexual, quienes hemos estado haciendo denuncias y que de una o de otra forma, hemos visto un poquito de resultados. Todo esto da un poco de miedo, pues de todas maneras uno no sabe qué puede pasar. Si muchos hemos sido víctimas de amenazas de estos señores cuando están en la cárcel, ahora no sabemos qué viene. Desde El Salado piden la presencia de las autoridades, pero ya no confío en estas”, comenta Yirley Velasco, líder de El Salado.

Otros líderes, quienes prefirieron omitir sus nombres, señalaron que las 1.500 personas que retornaron a El Salado viven en zozobra.

“Aunque los ojos de muchos se volcaron para acá cuando ocurrió la tragedia, seguimos en la pobreza y viviendo del campo. A veces llegan las amenazas, por lo que por más que queramos estar en paz y tranquilos, no se puede. Nos indigna que esta persona se haya fugado así, sin dejar rastro”, expresó uno de esos líderes.

La masacre de El Salado hace parte de la más sangrienta escalada de eventos de violencia masiva en Colombia entre 1999 y el 2001. Según el Centro Nacional de Memoria Histórica, en ese período en la región de los Montes de María, donde está El Salado, la violencia se materializó en 42 masacres, dejando 354 víctimas fatales.

/Colprensa

Notas Relacionadas