‘El hijo del cacique’, canto y corazón

Los televidentes descubrirán las historias de amor de Martín Elías, su carrera musical y todos los desafíos que debió superar para convertirse en un gran cantante.
‘El hijo del cacique’, una historia de ficción inspirada en la vida de Martín Elías. Gracias a ella se conocerá cómo su padre, el cantante vallenato Diomedes Díaz, le da entrada a la música y lo consagra como el heredero musical del ‘Cacique’, el cantautor vallenato más influyente de Colombia.

Ya no son para Diomedes los años gloriosos en los que su voz cosechaba un éxito tras otro, ni tampoco los años de pena en los que, entregado al desenfreno, el Cacique se ahogaba ante su propio espejo. Ha llegado el tiempo de amansar las aguas, y ha comprendido que nadie, por invencible que parezca, puede vencer a la muerte. Así, tras cederle a Martín la batuta de la música vallenata, Diomedes vuelve a su casa de Valledupar para preparar su gira al más allá.

En medio del luto, Patricia Acosta recuerda el día en que nació Martín Elías, su hijo menor, quien junto a sus hermanos Rafael Santos, Chú y Lucho, son el legado más valioso que Diomedes ha dejado.

Martín, que se sabe la historia de pies a cabeza, comenta las anécdotas de su nacimiento, y de cómo, desde siempre, su hermano Rafael Santos ha sido, no solo su cómplice y amigo, sino su segundo papá.
El ejemplo de Diomedes será determinante en la vida de Martín y Rafael, quienes se la jugarán por salir adelante en la vida, inventándose a sí mismos, con tal de no repetir aquellos errores que marcaron el destino de los Díaz Acosta y que pondrán en constante riesgo la unión de la familia, así como la vida amorosa de cada hermano.
“La serie se grabó durante 7 meses en Honda, Valledupar y Bogotá. En cuanto a las locaciones, hay muchas tomas en exteriores y otras se grabaron en estudio, como, por ejemplo, la casa de Martín Elías y algunos eventos como conciertos. Una característica de este producto es que se grabó con sonido directo, se grabó en todo el set, los cantantes que participaron eran reales como Milcíades Cantillo, Óscar Díaz, al igual que los acordeoneros, había actores naturales y músicos de la región como Éibar Gutiérrez”, aseguró Manuel Peñalosa, productor ejecutivo de la serie.
Para Nicolás Uribe, productor Musical de ‘El hijo del cacique’, fue un trabajo muy interesante porque la grabación de los grupos y de todas las presentaciones fueron en vivo:

“Todo este trabajo tuvo un diseño de producción con muchas horas de ensayo, de preparación de todas las canciones, cada vez que se grababa en el set había un proceso de ensayo primero, unidades de sonido especializadas en las escenas musicales para poder capturar bien cada detalle. Tuvimos muchos grupos, más de 7 acordeoneros que acompañaron a Martín en la historia y otros artistas estaban también representados musicalmente como su papá Diomedes, su hermano Rafael Santos, Óscar Elías, y otros músicos que estuvieron cerca en la vida de Martín; obviamente utilizamos sus canciones principales y también se le dio un giro importante al romanticismo de las letras”.

‘El hijo del cacique’ es protagonizada por Milcíades Cantillo y cuenta con un reparto entre los que se destacan los actores Vivian Ossa, Valerie Domínguez, Cristina García, María Camila Giraldo, Francesco Mauricio Chedraui, Rafael Santos, Ismael Barrios, Lili Guihurt, Rafael Acosta, Oscar Díaz, Marta Nieto, Elizabeth Minotta, y Aco Pérez, entre otros.

Para Milcíades Cantillo, representar a Martín Elías, fue una experiencia inolvidable que le dejó muchas enseñanzas: “Fue un artista que, a pesar de ser el hijo del cantante vallenato más exitoso de la historia del género, era humilde y eso lo hacía grande. También me enseñó a creer y a tener fe, la misma que él nunca perdió. Y ni que decir de la importancia que tiene Martín Elías para el vallenato, hay un público que ama sus canciones y las del legado de la familia Díaz, de su papá Diomedes Díaz y Rafael Santos, quienes, para mí, son los hijos que mejor lo han representado. Creo que a la gente le va a encantar esta historia, porque a través de ella van a descubrir la parte desconocida del artista, todos los sufrimientos, todo el trabajo, toda la fe que debió tener Martín para llegar a ser grande”.

Notas Relacionadas