Mu, la variante que se expande en Colombia

En la actualidad Colombia toma un respiro luego de evidenciar un notable descenso en el número de contagios, hospitalizaciones e, incluso, muertes generadas en medio del tercer pico de la pandemia por el Covid-19. Ante la posibilidad de un cuarto pico en nuestra región, es preocupante la flexibilización en las restricciones que se están registrando en el país, y que incluye la realización de eventos públicos, la extensión del horario de cierre de bares y discotecas, a lo que se suma al rechazo de algunas personas a vacunarse o a mantener los protocolos de bioseguridad. Lo anterior hace previsible que se acelere un cuarto pico, el cual es posible que sea más fuerte por la circulación de la nueva mutación Mu (μ).

Esta variación del virus fue identificada por primera vez en el Colombia en enero de este año, y recientemente fue catalogada como de interés por la Organización Mundial de la Salud (OMS), según la cual aunque por el momento esta sepa globalmente “no es una amenaza inmediata”, se está expandiendo en Colombia y en Ecuador, donde representa el 39% y 13% de casos, respectivamente.

¿Qué se sabe de esta nueva variante?  

Al igual que la variante Delta, Mu tiene un nivel de transmisibilidad rápida, además de un número de reproducción importante. “Es muy transmisible, debido a la mutación de la proteína S del virus, también conocida como Spike. Si bien se creía que la llegada de la variante Delta a nuestro país sería la responsable del crecimiento del contagio; el Instituto Nacional de Salud (INS) indicó en su más reciente boletín que, fue la variante Mu (μ) la causante del pasado tercer pico”, comenta el doctor Elkin Sánchez Montenegro, Decano de la Facultad de Ciencias de la Salud de la Universidad de La Salle.

Por otro lado, según ha reportado la OMS, esta variante presenta mutaciones que podrían indicar un riesgo de “escape inmunitario” o resistencia a las vacunas, y todavía se requirieren estudios adicionales para comprender sus características. En este sentido el Decano Elkin Sánchez comenta que “al parecer el virus ha evolucionado muy rápido, esta variante no responde de la misma forma a las vacunas que el virus inicial, teniendo en cuenta que tiene unos receptores diferentes a la cepa inicial. Este es un tema que todavía está en estudio, el cual no debe generar pánico, ni rechazo a vacunarse”.

Hay otro aspecto al que hay que ponerle foco, y es la presencia de la nueva sepa en niños menores de 12 años. En la actualidad se están presentando casos que no eran comunes anteriormente. “Dado que muchos menores de edad no se han vacunado porque todavía no se ha aprobado para niños de estas edades, es posible que, esta variante sea más severa con los niños, teniendo en cuenta que están totalmente susceptibles y expuestos al virus por no tener el esquema de  vacunación”, comenta el Dr. Sánchez.

Después de año y medio de pandemia, que ha generado confinamiento y perdida de vidas en todo el mundo, la invitación es a no descuidar las medidas de bioseguridad, pues una de las mayores características de los virus es su mutación, las cuales suelen ser más agresivas.  “Es posible que en octubre haya un recrudecimiento según la curva epidémica, se puede presentar un gran número de contagiados y lo preocupante es que nos estamos enfrentando a una variante que no tiene todos los estudios del virus inicial. Los invito a seguir cuidándonos, entiendo el cansancio que genera el confinamiento, pero no es momento de bajar la guardia, al menos no en nuestro país, en donde nos estamos enfrentando a una variante más agresiva y contagiosa”, concluye el doctor Elkin Sánchez.

Notas Relacionadas