El conmovedor adiós a los hermanos Romero

3.058

En horas de la tarde, exactamente a las 4:00 de la tarde, Gaira (Magdalena) despidió a los hermanos Elenoir De Jesús Romero Troncoso, Camila Romero Troncoso, de 17 años, quienes estaban celebrando el cumpleaños de su amigo, Brayan de 13 años en un picó, y momentos en que se dirigían a su vivienda fallecieron en un catastrófico accidente en la Troncal del Caribe.

Durante el cortejo fúnebre, que partió del barrio La Quemada y terminó en el cementerio San Jacinto, no cesaron  las voces de lamento por el triste suceso

“Después que las lágrimas sequen el adiós, tenemos que aferrarnos a los recuerdos felices que compartimos. Esto es lo que los mantiene vivos en nuestras mentes y en nuestros corazones. No es un adiós, es un hasta luego”, fue uno de los mensajes plasmados en una de los pendones.

Otro de los mensajes que se observó en el recorrido acompañado de música, llanto y clamor de justicia, fue, “Queridos primos, hoy estoy muy triste porque te has ido para siempre, pero doy gracias por los hermosos momentos. Justicia”,

Los jóvenes fueron despedidos entre calles de honor, caravanas de vehículos y personas a pie, que hasta el último momento no dejaron solos a sus seres queridos, por parte de decenas de personas que aún no salen de la conmoción que ha generado la tragedia que no solo enluta a ese corregimiento, sino a toda la capital del Magdalena.

Los féretros ingresaron al cementerio San Jacinto al son de la canción ‘Sueños y Vivencias’, interpretada por Diomedes Díaz y el acordeón Iván Zuleta.

Se conoció que Elenoir estudiaba y Camila tenía un bebé de brazos, vivían en el sector de La Quemada (Gaira), y en el momento del accidente “Ellos iban para un picó, estaban en la fiesta del menor que está herido. Nos contaron que iban a cruzar todos del lado de la línea y el carro se los llevó, fue muy feo ver los cuerpos de mis sobrinos”, dijo el adolorido familiar”, dijo un tío de los jóvenes, días atrás en la morgue de esta capital.

DEJÓ UNA NIÑA 

Los familiares de los hermanos, indicaron que Camila, de 18 años,  tenía una niña de 2 años y se iba a graduar de secundaria en el colegio Camilo Torres, de Gaira. Soñaba con estudiar enfermería. Mientras que Elenoir, de 17 años,  quería hacer un curso de criminalística, y sus padres ya adelantaban los trámites.

¡ÚLTIMO ADIÓS A MARÍA CAMILA! 

Con caravana de motos, pendones y suéteres con su rostro plasmado, globos blancos, música y cientos de personas entre familiares, amigos, conocidos y habitantes de Gaira, fue despedida  María Camila Martínez Mendoza, de 24 años de edad.

Los restos de la joven que perdió la vida el lunes pasado en el accidente de tránsito registrado sobre la Troncal del Caribe, entrada a Gaira, fueron trasladados desde su lugar de residencia principalmente hasta la iglesia San Jacinto, en donde se llevó a cabo la misa funeraria católica.

Una hora después, entre lágrimas, gritos y dolor por la pérdida irreparable, el féretro de Martínez Mendoza fue llevado hasta el cementerio de ese sector. Allí, fue despedida por las personas más allegadas, quienes no dudaron en alzar su voz para exigir justicia.

“Le exigimos a las autoridades judiciales: Fiscalía, Policía, y todos los que hacen parte de este proceso que este caso no quede impune´ fue el clamor general

Notas Relacionadas