Menor sobreviviente despertó

3.354

Un parte positivo y de tranquilidad en cuanto a la salud de Bryan José Añez Faneite, el menor sobreviviente de la tragedia de Gaira, se conoció al mediodía de ayer, luego que el menor abriera los ojos y pudiera reconocer a su papá, tras permanecer en atención médica delicada al resultar afectado en el accidente de tránsito ocurrido el pasado lunes donde murieron seis personas.

Sus familiares se mostraron muy agradecidos con el cuerpo de especialistas que asisten al joven de 13 años de edad, y los samarios que mantuvieron en sus oraciones al pequeño que muestra avances en su recuperación.

El pequeño se encuentra en la unidad de cuidados intensivos, uci, de la clínica Cehoca, a donde ingresó poco tiempo después del accidente con traumas en el cráneo, de tórax abdominal, pelvis y en extremidades superiores.

De acuerdo a lo manifestado por Leonardo Melo, vicepresidente de la Fundación Demos Transformando Vidas, la reacción del menor es una muestra positiva de su proceso de recuperación médica. “Gracias a Dios el niño está más calmado, aunque no deja de sentirse triste por todo lo que está pasando. Es el momento de agradecer la atención por parte de los médicos de la clínica Cehoca en donde se encuentra actualmente”, expresó.

Añadió que el menor, “movió sus extremidades y le retiraron los aparatos tecnológicos que tenía para poder respirar”.

Fue categórico al afirmar que primero es la vida y precisamente el abogado Ricardo Robles junto a su socio Carlos Arturo Díaz Granados, pidieron custodia 24 horas al menor para que se le dé protección a cargo de las autoridades, mientras se esclarece toda la situación jurídica al directamente implicado.

El pequeño Bryan se encuentra conmocionado también por la pérdida de su tía, Rafaela Petit, de 30 años de edad, quien se había dedicado a su crianza y quien estaba a su lado al momento del  siniestro vial.

Notas Relacionadas