Joven se encadenó en Hospital Universitario para exigir reintegro a la Universidad

757

Después que el estudiante Samuel David Arredondo, oriundo de Valledupar, decidiera encadenarse en el Hospital Universitario Metropolitano de Barranquilla para exigir su reintegro, luego de que fuera expulsado a solo dos semanas de la fecha de su grado, se conoció un video donde este se mostró arrepentido por lo dicho en contra de la Universidad donde estudia odontología.

Esto tras la intervención de la Arquidiócesis en una reunión donde también estuvieron presentes los padres del joven.

El estudiante apareció en un video el pasado martes, encadenado, diciendo: “Arbitrariamente vuelven y me expulsan ayer de la universidad, faltando dos semanas para terminar mis prácticas académicas y obtener mi título profesional, en un acto completamente injusto, inmoral, arbitrario (…) Todo por la culpa de la señora Karen Parejo y Juan José Acosta que se creen los dueños del mundo, pero yo les voy a demostrar que no son los dueños del mundo, ni los dueños de los sueños de las personas, ni de la plata de nadie”.

No obstante, en otro video, después de haberse desencadenado, el estudiante dijo que nunca habló personalmente con el rector de la Universidad Metropolitana. “Yo estoy dispuesto a hacer un comunicado o un video expresando disculpas por el daño que haya podido causar a los directivos de la universidad (…) nunca he atentado contra el buen nombre de la universidad, nunca he hablado mal del programa de odontología”, señaló.

El joven, quien terminó el noveno semestre de su carrera profesional hace un año, se quejó del sistema que publicaba las notas y del alto costo de la matrícula.

Pocos meses después, previo al inicio del décimo semestre, lo expulsaron tras cuestionar públicamente a la universidad y a sus directivas por cuenta de las demoras en la publicación de notas. Pero interpuso una acción de tutela que fue fallada por un juez de Valledupar y logró reintegrarse a la institución.

Este lunes, dos semanas antes de su grado, recibió la notificación de su expulsión por parte de la Metropolitana, por promover alteraciones de orden público en contra de la Universidad.

Notas Relacionadas