DIARIO DEL MAGDALENA
Periódico de Santa Marta

Los cierres del Tayrona deberían ser dos días al mes en temporada baja

118

Serán 15 días para lo que han llamado “organizar la casa” en el programa ‘Respira Tayrona’ que también se ha hecho en enero julio.

En plena etapa de reactivación, no se han hecho esperar los pronunciamientos de los guías, carperos y operadores turísticos de Santa Marta sobre el cierre del Parque Tayrona que irá hasta el 2 de noviembre; entre las posiciones nació la propuesta de los guías turísticos que el cierre de la reserva se haga mensualmente, exceptuando la temporada alta de turismo.

Dos días por mes durante todo el año, debería ser el tiempo de cierre de la reserva natural, según líderes de la guianza, para desarrollar el programa ‘Respira Tayrona’.

Así lo propuso el representante de la Asociación de Guías en Santa Marta, Darío Mosquera, quien manifestó que el bolsillo durante los tres segmentos en los que cerrará el parque, se afectará, teniendo en cuenta que ya el parque tuvo nueve meses de reposo en pandemia, durante el 2020.

“El parque duró más de ocho meses cerrado por la pandemia del Covid-19, nosotros quisiéramos que no cerrara, pero no podemos hacer nada, aunque eso para el turismo es fatal. El Ministerio de Medio Ambiente está solicitando la opinión de los colombianos su opinión sobre el cierre. Yo propongo que cada mes del año se cierre por dos días para hacerle limpieza, mantenimiento y un proceso de recuperación. Lo que opino es que no se cierren los festivos, temporada alta de turismo”, dijo el líder de los guías.

EL CIERRE 

Según Parques Nacionales, el espacio de cierre que será hasta el 2 de noviembre será para permitir la restauración de sus ecosistemas.

Como este cierre, también se llevaron a cabo otros dos en el año: en junio (del 1 al 15) y en octubre.

‘Respira Tayrona’, “es una estrategia concertada entre Parques Nacionales y los cuatro pueblos indígenas Kogui, Wiwa, Arhuaco y Kankuamo pertenecientes a la Sierra Nevada de Santa Marta, cuyo objetivo está encaminado a darle un respiro a la biodiversidad presente en esta área protegida, a permitir la regeneración de los procesos naturales de las playas, de los ecosistemas y de las especies que habitan allí, así como para realizar los procesos culturales de limpieza, sanación y protección ambiental y espiritual”, explicó Jeferson Rojas, jefe del parque natural.

La idea es que, durante esa época, los guardaparques realicen recorridos de “prevención, vigilancia y control y actividades de monitoreo de especies silvestres de importancia ecológica como el caimán aguja y el jaguar”.

Indica Parque Nacionales que “también será en esta ocasión la oportunidad para que Parques Nacionales, los prestadores de servicios ecoturísticos, los pueblos indígenas y los gremios dialoguen, en aras de la mejora continua de los servicios y las actividades enfocadas a la conservación del parque”.

Notas Relacionadas