DIARIO DEL MAGDALENA
Periódico de Santa Marta

‘EBAR Norte es insuficiente y causa crisis del alcantarillado’

145

El procurador Agrario y Ambiental del Magdalena Jorge Escobar Silebi, le dijo ayer a los concejales de Santa Marta que la crisis en el derramamiento de aguas negras en la ciudad  se origina porque el sistema de alcantarillado y la EBAR Norte son insuficientes, por esa razón colapsa y provoca el deprimente espectáculo que últimamente estamos viendo en puntos críticos de la ciudad.

Atendiendo una invitación del Concejo Distrital de Santa Marta, el procurador ambiental agrario Jorge Escobar Silebi asistió al recinto en donde expuso un completo análisis sobre la crisis del alcantarillado local y el desabastecimiento de agua en la ciudad.

Escobar Silebi recordó que en febrero del año 2017 se hizo una visita a la EBAR Norte en compañía de distintas autoridades cuando en ese momento el operador de los servicios era la empresa Metroagua.

“El 2 de febrero del 2017 en visita a la EBAR Norte con distintas autoridades, en ese momento el operador del sistema de acueducto y alcantarillado era Metroagua, se suscribió un acta donde se establecieron unos compromisos a Metroagua, a Salud Distrital, Corpamag, Dadma en ese momento y a la Gerencia de Proyectos de Infraestructura de la Alcaldía de Santa Marta”, indicó.

Agregó que “el detalle del operador del servicio se puede ver cuando indica  gestionará de forma prioritaria la adquisición de otra bomba de 600 litros por segundo para efectos de mejorar su plan de contingencia, bomba que además podría ser utilizada en una nueva Ebar paralela a la actual para efectos de optimizar el sistema de alcantarillado de la ciudad”, dijo Escobar a los concejales.

Durante su intervención, el Procurador Ambiental precisó que el 27 de septiembre de ese mismo 2017 se volvió a presentar la problemática en la estación de rebombeo, pero ya en ese entonces el operador era Veolia, sin embargo, los compromisos y obligaciones se reiteraron. “Se impone a la Essmar las obligaciones antes establecidas a Metroagua S.A E.S P., Dadma y Gerencia de Infraestructura del Distrito-Alcaldía de Santa Marta con el objeto de que en el corto plazo adquiera los bienes y ejecute las acciones allí descritas por sí o interpuesta persona y gestione lo referido al inmueble para la instalación de una EBAR”, señala el informe.

“El 25 de octubre del 2018 ante una acción popular interpuesta por la Procuraduría General de la Nación por intermedio de esta agencia del Ministerio Público se ordenó a la Essmar realizar la adquisición de la bomba de impulsión adicional y necesaria en la Estación de Bombeo de Aguas Residuales (Ebar Norte) que trata el acta de reunión o visita suscrita el 2 de febrero de 2017 y reiterada el 27 de septiembre de 2017 ante la Procuraduría 13 Judicial Ambiental y Agraria del Magdalena donde adquirieron compromiso funcionarios de la empresa Metroagua hoy Essmar, Salud Distrital, Corpamag, Dadma hoy Dadsa, la Gerencia de Proyectos de Infraestructura del Distrito y Veolia”, recalcó Escobar.

LO QUE HABÍA EN EBAR NORTE 

Al referirse a lo que tenía instalado Metroagua en la EBAR Norte basado en un informe de contingencia presentado los días 16 y 30 de enero de 2017 y después de una visita se reveló: “El sistema de bombeo de la EBAR Norte tiene 4 puestos habilitados para operación de las bombas, un puesto llamado B2 está habilitado para una bomba de 150 caballos de fuerza y los otros tres puestos los cuales son nombrados B3, B4 y B5 están habilitados para bombas de 250 caballos de fuerza. La Estación cuenta con 2 bombas de 250 Hp y una bomba de 150 Hp como bombas titulares, ubicadas en los puestos B2, B3 y B4. Hay dos bombas de suplencia (una de 150 Hp y otra de 250 Hp) disponibles para ser puestas en funcionamiento en caso de ser necesario, y no están ubicadas en puesto de bombeo para protegerlas del desgaste ante el ambiente agresivo al que son sometidas al ser puestas en contacto con el agua residual”.

Escobar Silebi exhibió el acta de entrega que hizo Metroagua de la EBAR Norte a la Alcaldía en donde se señala que entregó 5 bombas: funcionando 3 bombas (una pequeña es decir 300 litros por segundo, 2 grandes, es decir, 600 litros por segundo cada una; cuarta bomba está reparada más no instalada, la quinta bomba está en reparación en Barranquilla.

Seguidamente dijo que, en petición de información a la Alcaldía, ésta respondió a la Procuraduría en el 2020 que en el plan de obras e inversiones definitivas 2017-2018 y 2018-2019 realizado por Veolia Proactiva Santa Marta E.S.P. se adquirieron dos bombas de 600 litros, una costó $297 millones y otra $391 millones. “Estábamos en pandemia y no se hizo visita para constatar cuál era la situación de la EBAR. Ocurre la crisis este año y vamos el 7 de octubre del 2021 y toma la palabra el subgerente de acueducto y alcantarillado, ingeniero Nicanor Vega Maestre, quien informó: estamos ubicados en la Estación Norte punto donde llega el 100% de las aguas residuales de la ciudad de Santa Marta, incluido El Rodadero y el corredor turístico sur, se hace tratamiento por dilución al emisario submarino. La EBAR cuenta con 3 bombas de impulsión, 2 de 600 lps y una de 300 lps, que son las bombas titulares para una capacidad de impulsión de hasta 1.500 lps, y cuenta con una bomba de suplencia de 300 lps. Esa es la capacidad total instalada en la EBAR, es decir, contábamos con 5 bombas de las cuales las dos suplentes eran una de 300, una de 600 y se obligaron a adquirir otra de 600 y hoy la EBAR solo cuenta con una de suplencia de 300 lps”.

INFORME DE INVEMAR 

Escobar Silebi también se refirió a un informe científico del Invemar indicando que “el promedio histórico de coliformes termotolerantes (fecales), muestra algunas estaciones y sectores que no cumplen con el criterio de calidad: (Buritaca, Calle 10 o muelle de cabotaje, Emisario, Batallón, Puente calle 22 y varias playas turísticas como playa Salguero, El Rodadero, playa Blanca, playa Municipal, playa Taganga y playa Grande)”.

Al referirse a los enterococos fecales (EFE), durante la época lluviosa en un detalle indica: se encontró que en 9 estaciones presentaron concentraciones que implican riesgo de contraer patologías gastrointestinales y respiratorias (OMS 2003) sobrepasando en su mayoría, los valores máximos registrados históricamente en estas estaciones, 5 registraron valores que representan un porcentaje de riesgo mayor a 10% de los bañistas y un 3,9% de adquirir enfermedades gastrointestinales y enfermedades respiratorias febriles agudas respectivamente (OMS 2003).

Es de anotar que el Invemar monitorea constantemente la calidad del agua marina costera y en el departamento del Magdalena tiene puntos de muestreo, existe una diferencia en las épocas de sequía respecto a las épocas de lluvia, ya que incide en la capacidad de dilución que pueda tener el agua marina.

El emisario submarino en épocas de lluvias no es lo suficientemente eficiente, le hace falta mayor profundidad para lograr mayor dilución, pero dentro de los compromisos que se adquirieron con la Procuraduría Ambiental existe la implementación de un sistema de alerta con un monitoreo constante.

“Hay inconsistencias en esa evacuación final al emisario submarino y ya será tema de investigación para la Procuraduría”, afirmó el concejal Juan Carlos Palacio.

Notas Relacionadas