A la ‘Tramacúa’ piloto brasileño acusado de robar avioneta con plata

Eduardo De Abren Rays, piloto brasileño, fue enviado a la penitenciaria de Alta y Mediana Seguridad, ‘La Tramacúa’ por decisión del Juzgado Primero Penal Municipal con Funciones de control de Garantías, acusado de ser uno de los responsables del secuestro de la avioneta Piper PA-34 Seneca de matrícula HK 3945 de la empresa Aerogalán

 

Tras varias horas de audiencia de imputación y medida de aseguramiento contra el piloto brasileño identificado como Eduardo De Abren Rays, señalado como uno de los responsables del secuestro de la avioneta Piper PA-34 Seneca de matrícula HK 3945 de la empresa Aerogalán que fue plagiada en la mañana del pasado miércoles de manera ilícita en la cabecera de la pista del Aeropuerto Hacaritama de Aguachica, cuando llevaba dos mil millones de pesos de la empresa de valores Prosegur, el Juzgado Primero Penal Municipal con Funciones de Control de Garantías, lo dictó medida de aseguramiento intramural en la cárcel  de Alta y Mediana Seguridad ‘La Tramacúa’.

La diligencia que inició a las 10 de la mañana de ayer,  asistió un traductor y el abogado de confianza, procedente de Brasil, se efectuó ante la Fiscalía 136 Especializada Contra las Organizaciones Criminales,  se prolongó hasta las cinco de la tarde. El ente acusador le imputo los cargos de retención de aeronaves, hurto agravado, tentativa de hurto, en relación con motocicleta, porte de prendas privativas de fuerzas militares y porte de armas y no fueron aceptados por el detenido.

 

ASÍ FUE LA CAPTURA

El operativo, que fue liderado por tropas del Batallón Ricaurte de la Quinta Brigada y el Batallón Santander de la Brigada 30 de la Segunda División del Ejército Nacional, tuvo lugar en la vereda Santa Rosa, jurisdicción de Aguachica, tras información suministrada por la comunidad.

Allí, según las versiones oficiales, en tres tulas se encontraron abandonados $1.200 millones de la suma hurtada a la empresa de valores Prosegur.

El efectivo era producto del recaudo de dinero de las entidades bancarias de la zona.

Además, los soldados también hallaron dos fusiles, una MP5 9 milímetros, una granada de mano, cuatro proveedores de diferentes calibres, dos chalecos balísticos material de intendencia y comunicaciones.

“Logramos la captura del piloto, de nacionalidad brasileña, en un casa y posteriormente recuperamos $1.200 millones. Nos quedan haciendo falta dos tulas para recuperar el 100%, por lo que continuamos con los operativos. El piloto dice que estaba siendo obligado, ya que tenían secuestrada a su hija”, informó el brigadier general Jaime Carvajal Villamizar, comandante de la Segunda División del Ejército.

El detenido fue trasladado a la capital del Cesar donde se llevaron a cabo las audiencias preliminares. Por el momento, no se ha establecido qué organización está detrás del hurto, no obstante, las víctimas del hecho aseguraron que fue perpetrado por tres sujetos que se identificaron como miembros del Eln.

“Encontramos unos elementos probatorios que acreditan que se trataría del Eln, pero seguimos avanzando en la investigación hasta poderlo confirmar. Entre las evidencias hay brazaletes del Eln que serán expuestos en la audiencia”, agregó el Fiscal General.

 

También podría gustarte