DIARIO DEL MAGDALENA
Periódico de Santa Marta

Incertidumbres electorales 2022

43

Pese a que se acerca el año electoral, el 2022, para nada se aclara el panorama electoral y por el contrario lo que seguimos teniendo los colombianos es un escenario atravesado por varias incertidumbres, algunas de las más relevantes: ¿Qué tanta participación electoral habrá en elecciones de Congreso en marzo y en la primera vuelta presidencial en mayo? ¿Qué tanta renovación del Congreso de logrará en esta ocasión más allá de la tradicional que se acerca al treinta por ciento de nuevas caras? ¿Los jóvenes que fueron tan protagónicos en la protesta social en los últimos años que tanto van a participar en los debates electorales? ¿Qué tanto se va a ‘despejar’ el escenario de pre-candidatos presidenciales en marzo con las consultas de las coaliciones y partidos? ¿Serán capaces los sectores políticos de derecha, centro y de izquierda de escoger cada uno un sólo candidato presidencial? ¿Habrá segunda vuelta presidencial en junio? ¿Qué tanto va a influir en el comportamiento de los votantes tanto la pandemia de la Covid-19 como la crisis económica, que ha sido un fenómeno global, asociada con sus secuelas de desempleo e incremento de pauperización?

La tradicional participación electoral de los colombianos apenas está un poco por encima de la mitad de los potenciales votantes y en esta ocasión, por el momento no es claro que eso se vaya a modificar sustancialmente. Por ahora, los sondeos de opinión lo único que reflejan es que alrededor del 70% de los potenciales votantes no han decidido por quien votar y por consiguiente los que aparecen como ganadores lo son dentro del pequeño universo de los que ya decidieron votar. En la elección de Congreso es donde tradicionalmente muestran mayor fortaleza los partidos tradicionales y no es claro que esto se vaya a modificar sustancialmente; hoy tenemos un Congreso donde ningún partido o movimiento político, en cada corporación, tiene más de veinte por ciento de representación electoral -partido mayoritario en Senado el Centro Democrático y en Cámara de Representantes el Partido Liberal-, es decir, una relativa fragmentación que muy seguramente se repetirá, lo cual planteará un desafío al Presidente que se elija, de lograr conformar una amplia coalición para garantizar su gobernabilidad.

¿Qué tanto los jóvenes van a participar masivamente en los certámenes electorales, siendo una eventual fuerza renovadora? si se llega a producir un volcamiento masivo de los jóvenes a la participación electoral, podrían contribuir a la renovación del Congreso en las distintas fuerzas políticas, pero eso está por verse;  una pista la tendremos en diciembre en la participación que exista para la elección de los consejos de juventud.

Las consultas de marzo para escoger candidatos presidenciales no es claro, con excepción del candidato de la izquierda que está definido hace rato, que vayan a seleccionar un solo candidato, ni en el campo de la derecha –Centro Democrático, Partido Conservador, partidos cristianos, etc- y menos en el del centro donde la dificultad es mayor entre la llamada ‘coalición de la esperanza’ y sus cinco pre-candidatos, el candidato Alejandro Gaviria, el Partido Alianza Verde. Es posible que con excepción de la izquierda, en los  otros dos campos tengamos por lo menos dos candidatos en cada uno.

Lo único sobre lo cual sí podemos tener certeza es que difícilmente ningún candidato ganará en primera vuelta presidencial y que escogeremos el próximo presidente en una segunda vuelta, donde se vota no por el que más guste, sino por el menos cuestionado de los dos que se enfrenten. Qué tanto influirá en la elección las propuestas claras de reactivación económica y generación de empleo o el peso de políticas de subsidio para los más pobres, está por verse.

*Profesor universitario 

Notas Relacionadas