DIARIO DEL MAGDALENA
Periódico de Santa Marta

Sicarios asesinaron a bala a mototaxista venezolano

7.897

En hechos que deberán ser investigados por el CTI de la Fiscalía en articulación con la Sijín de la Policía Metropolitana de Santa Marta, un ciudadano de nacionalidad venezolana de oficio mototaxi, fue ultimado a bala anoche en la ‘Y’ de la entrada al corregimiento de Bonda, zona rural de la capital del Magdalena. 

El atentado se registró en la entrada principal a un restaurante de razón social Casanare, situado en el barrio Villa Dania, momentos en que la víctima, identificada como José Gregorio Escobar Salas, de 39 años de edad,  se encontraba parqueado a bordo de su motocicleta esperando a usuarios para transportarlos.

Cuentan testigos, que hasta el lugar llegaron dos individuos en un vehículo de ‘dos ruedas’ y quien hacía las veces de parrillero, sin mediar palabras, desenfundó un arma de fuego y le disparó a la víctima en tres oportunidades a la cabeza, heridas que le produjeron la muerte de forma instantánea.

Logrado su cometido, el sicario corrió y abordó una moto que lo esperaba a pocos pasos, en la cual se dio a la huida con rumbo desconocido junto a su cómplice, logrando violar y burlar la medida que prohíbe la circulación con parrillero hombre. Mientras, la víctima quedó sobre una polvorienta calle con su rostro cubierto de sangre y su automotor entre sus extremidades inferiores.

Seguidamente, familiares y amigos de la Escobar Salas arribaron a la escena del crimen y entre lágrimas lamentaron el hecho de sangre. “Nosotros estábamos aquí en el restaurante y vimos cuando el sicario llegó, no le dijo nada y le disparó”, relató un testigo quien prefirió mantener en reserva su nombre.

De inmediato, uniformados de la unidad de vigilancia por cuadrantes de la Policía Metropolitana llegaron al lugar y junto a las personas que presenciaron lo sucedido, recopilaron características de los responsables, posteriormente desplegaron un ‘plan candado’, pero este no dio resultados positivos.

Funcionarios de la Unidad Móvil de Criminalística del CTI de la Fiscalía fueron los encargados de adelantar la inspección técnica del cadáver y así mismo de hacer el traslado del cuerpo hasta la Morgue del Instituto Nacional de Medicina Legal y Ciencias Forenses.

Notas Relacionadas