Agencia de Tierras asume la conservación de humedales

La agencia busca establecer con claridad los linderos entre la propiedad privada y un bien de uso público como los humedales.

 

La entidad avanza en el deslinde (límite entre predios privados y baldíos) de cuerpos de agua como los sistemas cenagosos del bajo Magdalena.

 

La Agencia de Tierras reiteró su compromiso con la conservación del patrimonio inmaterial de los colombianos y recordó que para ello suscribió un convenio con el Instituto Geográfico Agustín Codazzi por el orden de los 800 millones; por lo cual la entidad definirá con claridad los límites de predios privados y baldíos para conservar los humedales.

La entidad avanzó en la caracterización de cuerpos de agua en el bajo Magdalena. Esta caracterización implicó identificar el comportamiento del cauce del agua en el tiempo para definir cuáles son los límites de la misma en épocas de invierno. Además, en el marco del convenio del Igac se suman los acuerdos de entendimiento suscritos con el Ministerio de Ambiente y Desarrollo Sostenible, el Ideam, las corporaciones autónomas regionales, alcaldías y gobernaciones, que buscan avanzar en la elaboración de reglamentos de uso y protección de los cuerpos de agua.

“La Agencia ha hecho un esfuerzo muy importante y ha logrado un consenso entre muchas entidades interesadas en definir jurídicamente las cotas máximas de los cuerpos de agua, es decir, hasta dónde llega y por dónde corre el agua en épocas de invierno. Esto puede sonar irrelevante, pero a nosotros como máxima autoridad de tierras de la Nación nos permite establecer con claridad los linderos entre la propiedad privada y un bien de uso público como los humedales”, explicó Juan Camilo Sánchez, director de Gestión Jurídica de Tierras de la Agencia.

Agrega Juan Camilo Sánchez que “para nadie es un secreto que en algunas regiones del país algunos privados han extendido sus cercas de manera abusiva interviniendo ecosistemas, secando los humedales, afectando actividades productivas como la pesca y generando daños irreparables para comunidades enteras. Lo que buscamos es dejar claros estos límites para defender los territorios que nos pertenecen a todos y evitar las confrontaciones y el conflicto social”.

“Este terreno ubicado entre el límite máximo y el límite mínimo de los cauces se considera baldío y por lo tanto, es propiedad de la Nación lo que implica que no se puede adjudicar, vender ni arrendar y que debe ser protegido”, indicó Sánchez.

Según cifras de MinAmbiente, Colombia tiene más de 30.000 humedales. 1.094 municipios del país cuentan con estos cuerpos de agua en sus territorios, lo que representa más de 20 millones de hectáreas. En el Magdalena, zonas de manglares, ciénagas, pastos marinos y arrecifes coralinos que abarcan más de 112.000 hectáreas, hacen parte de los humedales; siendo estos escenarios vitales para la supervivencia de los seres vivos. Los humedales del Magdalena están ubicados en 59 ciénagas.

También podría gustarte