Mató a su primo de dos puñaladas por no dejarlo bailar con su mujer

El violento hecho entre primos, ocurrió en San José de El Pando. Familiares de la víctima le quemaron la casa al asesino, de quien se dice es de nacionalidad venezolana. 

En la celebración de Año Nuevo en Santa Marta las autoridades reportaron que atendieron más de 20 riñas en diferentes sectores de la ciudad. Uno de estos actos de violencia e intolerancia ocurrió en el sur de la capital del Magdalena, donde un hombre de aproximadamente 40 años de edad, perdió la vida tras recibir dos puñaladas por parte de un primo, lo que sería el primer hecho de sangre de este 2022.

La víctima fue identificada como Jacob Aragón, quien llegó hasta la sala del IPC de María Eugenia sin signos vitales, de acuerdo al reporte entregado por las autoridades de la Policía Metropolitana de Santa Marta.

El nuevo y violento hecho de sangre ocurrió alrededor de las 3:45 de la madrugada de ayer, en la calle 44 con carrera 14 del barrio San José del Pando, momentos en que la víctima se encontraba reunida y tomando licor con sus familiares más cercanos tras recibir el nuevo año, cuando agresor reportado como Fred Villalobos inició una discusión con Aragón, al parecer por no permitirle bailar con su compañera sentimental.

El fuerte intercambio de palabras pasó a las agresiones, donde el homicida luego de lanzarle improperios y ofensas, buscó un arma cortopunzante tipo cuchillo y le propinó la herida a la altura de la espalda, la cual le comprometió órganos vitales, según el parte de los galenos en turno.

Varias personas que se hallaban en el sitio sin pérdida de tiempo lo auxiliaron y lo llevaron hasta la sala de urgencias del centro de salud de esa localidad a donde Jacob fue ingresado sin signos vitales y pese a que fue sometido a trabajos de reanimación no reaccionó.

HUYÓ HACIA LOS CERROS 

En medio de la confusión, el agresor aprovechó para salir del lugar y se dio a la huida hacia la parte alta de los cerros aledaños al lugar, por lo que continúa siendo buscado para capturarlo y que responda ante las autoridades competentes. Se supo, que personal de la Policía Metropolitana de Santa Marta adelanta las correspondientes investigaciones para dar con su ubicación.

Ante la triste y lamentable noticia del deceso del hombre, la familia en medio de la ira tomó represalias toda la madrugada contra la persona que había utilizado un arma cortopunzante para acabar con la vida del antes mencionado. “Cuando la familia se enteró de la muerte, las agresiones se volvieron a presentar; el presunto agresor al ver que estaba atrapado, huyó del lugar y fue ahí cuando le prendieron fuego a su casa. Muy triste que estos hechos se registren en una misma familia y durante la fecha de fin de año”, indicó un residente de la zona.

Al centro asistencial llegaron los integrantes de la Unidad Criminalística de la Policía Metropolitana de Santa Marta quienes fueron los encargados de la inspección técnica al cadáver que seguidamente fue llevado hasta la morgue del Instituto de Medicina Legal de esta capital.