‘Basura que no se recoge, no se paga’

234

Para la aplicación de los descuentos se tendrá en cuenta el número de frecuencias de las rutas que se dejaron de realizar y aquellas que se llevaron a cabo con un retraso superior a tres horas, con relación al horario al que se comprometió la empresa dentro de la prestación del servicio de aseo para su barrio

 

En atención a la información publicada en distintos medios de comunicación, sobre los posibles descuentos que se aplican en la factura del servicio público de aseo por fallas en la recolección de residuos sólidos, es pertinente señalar que la Resolución 720 de 2015, de la Comisión de Regulación de Agua Potable y Saneamiento Básico, marco tarifario de aseo vigente para el país, contempla la obligatoriedad que tienen las empresas de servicios públicos de aplicar descuentos en la factura de los usuarios debido a fallas en la prestación del servicio público de aseo.

Así lo dio a conocer el ministro de Vivienda, Ciudad y Territorio, Camilo Sánchez, quien además aclaró que esta medida tiene en cuenta el incumplimiento por la falta de recolección de los residuos sólidos en los días y las horas en los que regularmente opera la ruta de la empresa de servicios de aseo dentro de su barrio o localidad.

“Para el Gobierno Nacional, la prioridad son los usuarios y por eso procuramos que en caso de verse afectados puedan acceder a los derechos que les otorga la normatividad vigente en el país”, aseguró el Ministro.

Para la aplicación de los descuentos se tendrá en cuenta el número de frecuencias de las rutas que se dejaron de realizar y aquellas que se llevaron a cabo con un retraso superior a tres horas, con relación al horario al que se comprometió la empresa dentro de la prestación del servicio de aseo para su barrio. Las empresas del servicio público de aseo deberán identificar a los usuarios a quienes incumplió en por lo menos una vez en la frecuencia o el horario de su ruta de recolección de residuos sólidos.

Este descuento deberá verse reflejado en un plazo no mayor a seis meses contados a partir del 30 de junio del presente año. Es importante aclarar que se debe esperar hasta la finalización del semestre en el que se incurre la falla, debido a que el cálculo de algunos de los valores que se liquidan dentro de la tarifa se realiza con corte semestral.

En caso de que la empresa no haga efectivos los descuentos durante el período señalado anteriormente, deberá hacerlo posteriormente reconociendo a cada usuario afectado el descuento total pendiente y los intereses a que haya lugar.

Se debe tener en cuenta que estos descuentos son aplicados por las empresas que prestan el servicio público de aseo, y no por los municipios o distritos, y deben ser evaluados ante situaciones de emergencia que comprometan su prestación. Además se debe considerar que, las fallas en la prestación son analizadas por la Superintendencia de Servicios Públicos Domiciliarios – SSPD, que podrá investigar y sancionar por la situación presentada en la ciudad.

 

Camilo Sánchez, ministro de de Vivienda, Ciudad y Territorio

 

CAPACITACIÓN A CONSTRUCTORES

Más de 100 empresas constructoras han sido capacitadas este año en la Ley de Vivienda Segura, conocida como ‘Anti-Space’. Hasta abril de 2018 profesionales, entre constructores, curadores, autoridades y funcionarios del sector, se formaran en temas relacionados en el desarrollo de edificaciones de alta calidad en Colombia.

“Nuestra meta es asesorar a los constructores de todo el país. En Tolima y Magdalena ya cumplimos la tarea, ahora la maratónica jornada de capacitaciones llegará a la región central de Colombia”, explicó Rodolfo Beltrán, Director de Espacio Urbano y Territorial del Ministerio de Vivienda.

En Ibagué y Santa Marta se adelantaron las primeras jornadas para dar a conocer de primera mano los alcances de las nuevas medidas de la Ley. El próximo destino será en Bogotá con los constructores Cundinamarca, Meta, Boyacá y Huila el 21 de febrero.

“Estamos socializando las normas, a partir de ahora no habrá excusa para no proteger al comprador de vivienda y garantizar la seguridad de las edificaciones”, puntualizó el alto funcionario.

Con el proceso de socialización de la Ley de Vivienda Segura se dejarán claras las reglas de juego para el gremio de los constructores, y se evitarán los errores del pasado.

“La Ley de Vivienda Segura es un avance importante para la tranquilidad y la seguridad de las construcciones en el país. Les da confianza a los inversionistas, a los compradores y a las familias colombianas, quienes, al ver el nombre de la sociedad, que es el supervisor técnico, se enteran que ésta va a verificar que en todas las edificaciones lo que se construye corresponde a la licencia y que la edificación cumpla con toda la normatividad sismo resistente y los reglamentos técnicos”, destacó Eduardo Loaiza Tejada, gerente de Camacol Antioquia.

Vale la pena aclarar que las administraciones municipales tienen la responsabilidad de verificar y realizar seguimiento a las edificaciones que se adelanten en su territorio, con el fin de que cumplan con la norma de sismo resistencia y licenciamiento urbanístico.

Por su parte, el ministro de Vivienda, Camilo Sánchez Ortega, le reiteró a los compradores de vivienda que no se encuentran desprotegidos, y que hechos como los ocurridos en Cartagena o en Medellín no tendrán que volverse a repetir con el estricto cumplimiento de la Ley de Vivienda Segura.

También podría gustarte