‘La loca’ los dejó en la calle

Las fuertes brisas en Santa Marta siguen haciendo estragos, esta vez tumbó el techo de una casa en el barrio San Fernando.

 

La Defensa Civil hizo un llamado a los samarios para que refuercen la seguridad de los techos de sus casas, toda vez, que las ráfagas de vientos podrían perjudicarlos.

 

Una vivienda ubicada exactamente en la calle 2C #21E-65 en el barrio San Fernando fue víctima de las fuertes brisas que azotan a la ciudad de Santa Marta, pues el techo se vino abajo causando daños materiales.

Las personas que habitan la casa se salvaron de alguna lesión porque sintieron los estruendos y lograron resguardarse a tiempo en una pequeña zona del inmueble donde quedaron algunas láminas de eternit.

En la vivienda residen dos adultos y cinco menores de edad, quienes le hicieron el llamado a la Defensa Civil seccional Magdalena para atender la emergencia, en ese sentido, los voluntarios del organismo de socorro hicieron presencia y ayudaron a los perjudicados por las ráfagas de vientos.

De igual forma, el organismos de socorro les hace ciertas recomendaciones a los ciudadanos, como estar muy atentos mientras estén las fuerte brisas en la región Caribe, asegurar bien las casas, reforzar la seguridad de los techos, asegurar las antenas, tener cuidado con las redes eléctricas que también se están cayendo, tener cuidado con los árboles y no arrojar elementos que puedan causar incendios forestales.

 

En la vivienda afectada residen dos adultos y cinco menores de edad, quienes no resultaron lesionados porque sintieron los estruendos y lograron refugiarse, solo se presentaron daños materiales.

 

BALANCE DE LA DEFENSA CIVIL

El mayor Eduardo Vélez de la Defensa Civil seccional Magdalena, dijo que “fuimos requeridos por una vivienda ubicada en el barrio San Fernando que dio lugar a que el personal de Defensa Civil se desplazara hasta el sitio para hacer la respectiva inspección y ayuda, encontramos dos adultos y cinco menores de edad, donde el techo de casi toda la vivienda se cayó, causando solo daños materiales, no hubo lesionados afortunadamente”.

Además agregó que “las personas estaban durmiendo y allí en la zona de las camas no cayó ninguna teja, debido a que fue en la sala, cocina y otros sitios de la casa, por lo tanto, se alcanzaron a resguardar los menores de edad”.

Por otro lado, Vélez sostuvo que “nosotros atendimos el llamado, fuimos ayudar a limpiar y remover las tejas que quedaron en sitios peligrosos, y darles las recomendaciones respecto a la reducción de riesgo que hay que tener al asegurar las tejas, pues se pudo observar que los seguros que tenía el techo los voló la brisa porque les faltó reforzarlos”.

El Mayor de la Defensa Civil concluyó “hemos apoyado al Cuerpo de Bomberos en los diferentes incendios forestales que se han presentado no solo en Santa Marta sino en el Magdalena como en el municipio de Zona Bananera, hemos atendido de algunos casos de personas lesionadas por cosas que vuela la brisa y es el primer caso de casa colapsada por efecto de las brisas”.

 

OTRAS AFECTACIONES

Las fuertes ráfagas de viento que por estos días azotan a Santa Marta han originado múltiples estragos entre los que se cuentan la caída de techos, árboles en el suelo, un semáforo y paredes.

De otro lado los fuertes vientos también originaron traumatismos en la movilidad vial en distintos sectores de la ciudad ya que colapsó un semáforo que se vino al suelo, así mismo se reportó la caída de algunos árboles sobre las vías y de ramas que afectaron el suministro de energía eléctrica.

En la Ciudadela 29 de Julio la brisa fuerte destechó gran parte del escenario deportivo que se conoce como el Parque de la Equidad y amenaza con derribar las luminarias así como otras estructuras instaladas allí.

Las familias que habitan en los distintos barrios de la ciudad y principalmente aquellas que están ubicadas en los cerros padecen con la tormenta de polvo y arena que entra a sus hogares, mientras las hojas de los árboles y todo tipo de desechos ‘vuelan’ por todos lados.

También podría gustarte