Lanchas ‘varadas’ y deterioradas ocupan zona de playa de bañistas

311

Embarcaciones de todo  tipo que se encuentran en completo deterioro están ocupando gran parte de las playas de Taganga que son para el disfrute de los bañistas.

 

La Policía se encargará de retirar estas estructuras que invaden el espacio público

Buena parte de la zona de playa destinada para los bañistas en el balneario de Taganga la han convertido en un ´cementerio´ de lanchas y embarcaciones inservibles. Como en cualquier parqueadero, dichas estructuras son dejadas abandonadas y en mal estado por sus propietarios o tenedores, quienes dentro de pocos días se van a llevar la sorpresa de no encontrarlas allí.

La razón es que con motivo de la mini temporada vacacional de Semana Santa que se avecina, la Policía Nacional, a través del Comando de la Metropolitana de Santa Marta, en coordinación con las distintas autoridades del Distrito, realizaron una inspección ocular al balneario de Taganga ante las denuncias realizadas por ciudadanos del sector por una posible invasión del espacio público de algunas lanchas varadas sobre las playas.

Los agentes uniformados y demás autoridades desde ya vienen ejerciendo los controles necesarios y preparándose para el recibimiento de miles de turistas que escogen esta ciudad como destino turístico.

De acuerdo con la información entregada por el coronel Gustavo Berdugo Garavito, comandante de la Policía Metropolitana de Santa Marta, en compañía de la Doctora Priscila Zúñiga, Secretaria de Seguridad y Convivencia del Distrito, y el capitán de corbeta Juan Pablo Huertas Cuevas, director de la Dimar de esta ciudad, se hizo un recorrido por toda la playa de Taganga, pudiéndose evidenciar una problemática que viene afectando a propios y turistas que visitan ese balneario.

Durante el recorrido, las autoridades constataron que gran parte de las playas de Taganga que están destinadas para los bañistas está siendo ocupada por embarcaciones de todo tipo que se encuentran en completo deterioro. Advierten además la presencia de basuras que dejan los propietarios cuando realizan las reparaciones a sus embarcaciones, dando así una mala imagen a las personas que visitan el balneario que es representativo de la ciudad de Santa Marta y generando inconformismo en algunos habitantes de la zona.

Por tal motivo los organismos encargados de regular el transporte marítimo de esta ciudad, así como también los encargados de la Seguridad Ciudadana en los próximos días tienen prevista la realización de una reunión con los propietarios de estas embarcaciones con el fin de verificar todos los permisos y documentos para ejercer las distintas actividades comerciales e iniciar con las sanciones a que haya lugar si se sigue reiterando esta problemática.

 

REALIZAN CONTROLES

Es válido mencionar que la Dirección General Marítima (Dimar), a través de la Capitanía de Puerto de Santa Marta, realiza controles permanentes a los prestadores de servicios turísticos que realizan traslados a través de lanchas u otro tipo de embarcaciones. Los inspectores se encuentran en todos los muelles autorizados para el embarque y desembarque de lanchas, ubicados en Taganga, El Rodadero norte y sur, Inca Inca, Playa Blanca, en los sectores de Bello Horizonte y Pozos Colorados.

La autoridad marítima dispone de la embarcación ARC Isla Morro que hace presencia en todo el litoral Caribe que es jurisdicción de la Capitanía.

Durante la mini temporada de Semana Santa que se avecina se intensificarán los controles, ya que ante la llegada de visitantes la movilización de pasajeros aumentará con el objetivo de verificar que todas las embarcaciones que vayan a hacer tránsito en las aguas de Santa Marta cumplan con la reglamentación y medidas de seguridad exigidas.

Los propietarios de embarcaciones que infrinjan las normas vigentes, corren el riesgo de enfrentar un proceso administrativo en la Capitanía de Puerto y si se les haya responsables se les aplicarán multas.

Las infracciones a las normas de marina mercante más comunes obedecen al sobrecupo en una embarcación, el no portar el certificado de navegabilidad o la matrícula y navegar en horas no autorizadas.

También podría gustarte