Capturaron seis presuntos miembros del Clan del Golfo en Urabá y Bajo Cauca

El Ejército Nacional reportó la captura de seis presuntos integrantes de la banda criminal “Los Caparros” y el Clan del Golfo en el Bajo Cauca y el Urabá antioqueño.

Según informaron las autoridades, la primera captura ocurrió en una vereda del municipio de Cáceres, en el Bajo Cauca. Allí, militares de la Séptima División del Ejército dieron con el paradero de alias “Mateo”, quien trataba de esconderse de los operativos que desde hace días tienen lugar en la zona.

El sujeto de 33 años ya había sido capturado en noviembre de 2011, tras resultar herido en una pierna durante una operación del Gaula Militar. “Mateo” fue condenado a ocho años de prisión por el delito de tráfico y porte de armas de fuego, y en 2016 recibió el beneficio de casa por cárcel. Sin embargo, el hombre habría violado la condena domiciliaria para seguir delinquiendo.

Junto con “Mateo” fue capturada una mujer que es señalada como responsable del cobro de extorsiones a transportadores y comerciantes de la zona. Ambos pertenecen, supuestamente, a la banda “los Caparros”. Además, el Ejército les encontró dos armas de fuego y municiones.

En la vereda Puerto Lindo, del mismo municipio, en combates contra “los Caparros”, los militares capturaron a tres de los integrantes de la banda.

“En el hecho, uno de ellos resultó herido y fue atendido por enfermeros militares de combate de la Brigada 11, quienes le brindaron la atención básica primaria y lograron estabilizarlo. Posteriormente fue llevado a un centro médico en donde tras recuperarse fue dejado a disposición de las autoridades judiciales competentes”, informó el Ejército.

A estos hombres se les incautaron dos fusiles calibre 5.56 mm, una pistola, un revólver, “abundante munición de diferentes calibres, material de guerra así como documentos de ese grupo criminal”, dice el comunicado de las Fuerzas Militares.

La última de estas capturas ocurrió en el corregimiento de Blanquicet, en los límites entre Antioquia y Chocó. Allí, gracias a información de inteligencia, los militares lograron la captura de alias “el Zarco”, “quien sería un peligroso cabecilla urbano del Clan del Golfo y delinquía en Mutatá, Antioquia”.

“El Zarco” tiene orden de captura por concierto para delinquir de la Fiscalía 26 especializada de Medellín. Según las autoridades, este hombre es un desmovilizado del bloque Elmer Cárdenas de las Auc pero habría consinuado su vida delictiva en las zonas rurales de Carepa y Chigorodó, en Urabá.

De acuerdo con la investigación, el abatido jefe del Clan del Golfo, alias “Inglaterra”, habría ordenado al “Zarco” fortalecer la organización en la zona urbana de Mutatá mediante el cobro de extorsiones y los asesinatos selectivos.

En lo que va de 2018, la operación Agamenón II ha logrado 189 capturas, nueve bajas de criminales y la incautación de 49 armas del Clan del Golfo o “los Urabeños”, la banda criminal que es producto de la desmovilización de los paramilitares y hace presencia en la mayoría de los departamentos de Colombia. El Colombiano.

 

También podría gustarte